Mundo Viernes, 20 de julio de 2018

La Corte y la Magistratura peruana están en la picota

Audios comprometedores provocaron la renuncia del titular del alto tribunal y del Consejo que designa a los jueces.

Primero fueron presidentes, después legisladores, ahora jueces: el poder judicial peruano enfrenta un escándalo por comprometedores audios de venta de sentencias y tráfico de influencias que provocó las renuncias de los jefes de la Corte Suprema y del consejo encargado de designar a los jueces.

Los presidentes del Poder Judicial de Perú, Duberlí Rodríguez, y del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), Orlando Velásquez, dejaron ayer a sus cargos de manera irrevocable, en medio de un escándalo desatado tras la difusión audios que revelaron una supuesta red de corrupción que incluía a un juez supremo.

Duberlí Rodríguez, dimitió según una carta difundida en la cuenta de Twitter de esa institución "dada la crisis institucional que atraviesa el Poder Judicial".

Poco antes Velásquez, el jefe de un poderoso consejo de siete miembros que escogen a los magistrados y las autoridades políticas claves también renunció, tres días después de asumir. Junto con él han renunciado otros cinco electores.

El presidente Martín Vizcarra dijo en un acto público que Perú tiene "instituciones que no merecen la confianza de la población" y que el mayor daño ha sido "la indiferencia" para combatir la corrupción.

El escándalo también ha golpeado a su gobierno y hace una semana provocó la renuncia de su ministro de Justicia, implicado en una conversación con un cuestionado juez de la Corte en la que coordinaban una reunión para analizar una modificación de una ley contra el crimen organizado.

Protestas callejeras

Las televisoras locales mostraron manifestaciones en varias ciudades del país y a través de las redes sociales se anunciaron protestas en un país furioso contra sus jueces y donde 80% desaprueba el sistema judicial, según recientes encuestas.

El escándalo empezó hace casi dos semanas cuando el portal noticioso de investigación IDL-Reporteros y el programa televisivo Panorama difundieron audios que mostraban una compleja y extensa red integrada por magistrados, empresarios, electores, autoridades educativas y legisladores traficando favores, en algunos casos incluso a cambio de dinero.

En un país donde cientos de niñas son violadas, el audio que causó más indignación fue el que reproduce una conversación entre el juez supremo César Hinostroza, que fue suspendido, con una persona no identificada sobre un juicio por la violación de una menor.

Hinostroza, quien ascendió a la Corte Suprema contra todo pronóstico, tiene en su historial al menos tres absoluciones para violadores de niñas, fue abogado de un narcotraficante, es uno de los magistrados con mayor patrimonio y está acusado de plagiar su tesis y un libro que hizo pasar como de su autoría.

Hinostroza debía resolver en las próximas semanas si continuaba o no una investigación fiscal por presunto lavado de activos contra Keiko Fujimori y su esposo.

Intercambio de favores

Los audios también muestran cómo los poderosos electores de autoridades y magistrados colocaban mediante intercambio de favores a jueces o fiscales en zonas claves del país y para eso no dudaban en sacar del camino a otros postulantes mejor preparados.

Otro juez de Perú, detenido tras el escándalo, describió en un diálogo con un funcionario al que quería pedirle un favor el mecanismo de ascenso en el sistema judicial: "Por si acaso no entran los mejores sino los mejores amigos".

La pesquisa empezó en 2017 con escuchas telefónicas a narcos en el Callao, el mayor puerto de Perú desde donde sale la cocaína al mundo. Perú es el segundo productor mundial de cocaína.

Para sorpresa de la fiscal del caso las interceptaciones ascendieron hasta los círculos del poder. Gracias a un juez que autorizó las escuchas, la pesquisa pudo seguir hasta que fue descubierta y paralizada hace pocos meses por las autoridades.

Los audios difundidos hasta ahora no están ligados al narcotráfico pero sí a intercambios de favores o de dinero que expertos coinciden que en varios casos configurarían delitos de corrupción.

El Congreso debatirá una reforma judicial

El Congreso peruano prepara una sesión extraordinaria para hoy convocada por el presidente Martín Vizcarra como primer paso de una profunda reforma judicial.

En esta sesión, los legisladores debatirán el pedido de Vizcarra de destituir a todos los miembros del Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), algunos de los cuales aparecen en estos audios de conversaciones telefónicas, y designar nuevos integrantes.

Sin embargo, en el propio Congreso peruano hay un influyente legislador cuestionado por ser mencionado en un audio, y el ministro de Justicia encargado de la reforma judicial de Vizcarra, Salvador Heresi, también dimitió tras divulgarse la grabación de un diálogo suyo con un juez implicado en el escándalo.

La situación es un déjà vu de la historia peruana reciente, pues la difusión de audios o videos grabados subrepticiamente provocaron la caída del presidente Alberto Fujimori en 2000, la renuncia del mandatario Pedro Pablo Kuczynski en marzo pasado y la suspensión hace un mes del popular legislador Kenji Fujimori (hijo del ex gobernante).

Junto con Kenji Fujimori fueron suspendidos dos legisladores por tratar supuestamente de comprar votos para impedir la destitución de Kuczynski. Además de Kuczynski, otros tres ex presidentes peruanos enfrentan investigaciones acusados de recibir aportes de campaña de la constructora brasileña Odebrecht: Alejandro Toledo (2001- 2006), Alan García (2006-2011) y Ollanta Humala (2011-2016).

Más noticias