Mundo Jueves, 19 de abril de 2018

Facebook cambió de domicilio legal y se armó un revuelo bárbaro

El cambio de domicilio de Facebook muestra que "no le importan las regulaciones", analizó un especialista.

El cambio de domicilio legal de Facebook desde Irlanda a Estados Unidos es "un mensaje claro a los reguladores de la Unión Europea" con el que la empresa demuestra que "no le importan las regulaciones", analizó un especialista.

"Facebook está enviando un mensaje claro a los reguladores de la Unión Europea: 'no nos importan los escándalos, no nos importan las regulaciones nacionales o regionales, no nos importan las condiciones de uso de nuestra plataforma (que las cambiamos a gusto y de forma inconsulta), sólo nos importa nuestro modelo de negocio'", afirmó en diálogo con la agencia Télam Ariel Vercelli.

El abogado especialista en regulaciones sobre internet consideró que este cambio de jurisdicción legal significa que dos tercios de los usuarios de Facebook (todos menos los europeos, estadounidenses y canadienses) "pasarán a estar alcanzados por otra regulación distinta de la Europea (que los gobernó durante estos años)".

"El cambio no es menor y se hace en momentos en que la Unión Uuropea pretende regular qué hacen algunas corporaciones extranjeras (Facebook, Google, Uber, entre otras) con los datos de los ciudadanos europeos", continuó, y recordó que el nuevo Reglamento General de Protección de Datos de la UE "plantea reforzar el derecho humano a la privacidad".

Entre otros puntos, esa normativa que comenzará a regir el 25 de mayo les da "mayor capacidad a las agencias europeas de inspeccionar, limitar y sancionar a las corporaciones que no cumplan con sus estándares".

"Por ello, entendemos que Facebook lo dejó muy claro: 'no nos importan las regulaciones europeas sobre privacidad'. En un abrir y cerrar de ojos volvemos a nuestra casa matriz", aseguró el investigador del Conicet.

Medios británicos dieron cuenta hoy de que la red social trasladará su sede legal internacional de Irlanda a Estados Unidos, donde la ley es más laxa en lo que respecta a la privacidad, en una movida que afectará a 1.500 millones de usuarios.

"La Argentina tiene que estar muy atenta a estos cambios: el cambio de jurisdicción de Europa (Irlanda) a Estados Unidos indica que, al menos, existe la posibilidad de que la nueva gestión de datos personales que haga Facebook a partir de ahora puede quedar fuera de los estándares y la adecuación que Argentina ha mantenido con la Unión Europea durante años", analizó Vercelli.

Por eso, consideró que "las autoridades de la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales deben exigir a Facebook que notifique a los usuarios Argentinos sobre estos cambios de jurisdicción y les explique cuáles son los cambios podría incluir a la nueva gestión de sus derechos a partir de ahora".

"Es necesaria en la Argentina una revisión profunda de la Ley 25.326, así como también, un replanteo de las funciones de la Dnpdp, específicamente, en sus funciones de control e inspección de las corporaciones extrajeras. Unas vez más, queda muy claro, que Facebook intenta imponer tecnológicamente su modelo de gestión de datos personales como un estándar mundial", evaluó.