Mundo Canarias
Arrasa árboles, cultivos y casas

Canarias: un volcán entró en erupción provocando alarma y destrucción

El volcán Cumbre Vieja, en Canarias, entró en erupción y su paso hacia el aimar va destruyendo casas, árboles y cultivos, y hasta la evacuación de más de 5.000 residentes

Por UNO

La lava del volcán Cumbre Vieja, que entró en erupción este domingo en la isla española de La Palma, en el turístico archipiélago de Canarias, continuaba su lento descenso este lunes hacia la costa destruyendo a su paso numerosas viviendas y obligando a evacuar a miles de personas.

La erupción, la primera que se registra en esta isla en 50 años, forzó a más de 5.000 vecinos a dejar sus casas desde que comenzó en la tarde de este domingo.

El gobierno regional de Canarias precisó, sin embargo, que no preveía por ahora nuevas salidas, ya que las coladas de lava se dirigen ahora "hacia el mar", según indicó en Twitter.

Pero los daños provocados por este volcán en erupción ya son visibles por la destrucción que deja a su paso.

"Las casas destruidas son muy numerosas", indicó a la AFP una vocera del gobierno regional de Canarias, cita France24.com.

Los impresionantes ríos de lava arrasaron árboles, invadieron carreteras y lograron penetrar en algunas casas, tal y como muestran varios videos publicados en las redes sociales.

La colada de lava avanza por las calles: "Imposible hacer absolutamente nada"

Estas coladas ardientes, de más 1.000 grados centígrados, avanzan a una velocidad media de 700 metros por hora, según el Instituto Volcanológico de Canarias.

Te puede interesar Video de la masacre en una universidad de Rusia: 6 muertos

Durante todo este lunes, los palmeros contemplaron con horror cómo las coladas de lava, que siguen su curso por las laderas hacia la costa, arrasaban sus casas y sus cultivos y acababan con su modo de subsistencia.

Estas corrientes provocaron también el corte de al menos siete carreteras a lo largo de la jornada e incluso sepultaron un colegio, el de Los Campitos, en el municipio de El Paso. La lectura positiva de la situación es que hasta el momento, la erupción no ha provocado daños personales.

Te puede interesar Un ladrón entró a robar y lo noquearon de un botellazo

Si bien la llegada al mar no se ha producido aún, sí se registró un terremoto de magnitud 4,1 en la noche de este lunes, y se ha abierto una nueva boca eruptiva en las proximidades de Tacande, en el municipio de El Paso, a unos 900 metros de la principal, que ha forzado la evacuación de los residentes del lugar.

Temas relacionados: