Mendoza Jueves, 7 de junio de 2018

Lavalle, el departamento con más casos de Chagas

El 3% de su población adulta mayor de 40 años tiene la enfermedad. En total se calcula que son unas 900 personas.

Lavalle figura entre las zonas más afectadas por el mal de Chagas en Mendoza. Se estima que el 3% de su población adulta de más de 40 años (900 personas) está infectado por esta enfermedad asintomática (la mayoría de las veces), que se manifiesta en el paciente a través de la aparición de problemas cardíacos luego de muchos años.

"Trabajamos apuntando a evitar la cantidad de nuevos enfermos, a través de la prevención, promoción de la salud, la vigilancia de vinchucas en las viviendas y el control en niños de mamás con Chagas, que por año son en total 340 en toda la provincia", explicó Horacio Falconi, del Programa Provincial de Chagas (División Zoonosis) . Se estima que sólo el 1% de los bebés que nacen de madres con la enfermedad contraen ese mal.

"Hace más de dos años, a través de un plan estratégico, pasamos de tener el 4% de presencia de vinchucas en viviendas de Mendoza a tener el 1,5% en 2017", señaló el referente, que además indicó que "hay que tener en claro que vivimos en una zona endémica, el insecto esta acá hace mas de 9 mil años. Lo que hay que evitar es que se instale en los domicilios".

Animales como conejos, corderos, comadrejas, liebres, entre otros, pueden tener el parásito e infectar a las vinchucas, que funcionan como vectores de la enfermedad.

En el país

En el mapa nacional, la zona Norte de la provincia comparte estadísticas de mayor incidencia en Argentina junto con Chaco, con 40%; Formosa y Santiago del Estero, 35%, provincias que encabezan la lista de mayor cantidad de habitantes con Chagas crónico.

Entre las causas de su aparición figuran las viviendas precarias, de adobe y paja, y las condiciones ambientales, entre otras. Pero también se puede encontrar en zonas urbanas, aunque en menor cantidad.

El tema fue tratado en el XXXVI Congreso Nacional de Cardiología realizado la semana pasada en Mendoza. "Hay 2,5 millones de infectados en Argentina. En Latinoamérica hay más de 100 mil personas en riesgo, 41.200 casos nuevos al año y 12.500 muertes", expusieron los especialistas en el encuentro.

El cardiólogo del hospital Lencinas Pablo Bengolea señaló que, de los pacientes que tienen Chagas, "alrededor del 30% puede desarrollar una enfermedad cardíaca 10 años después de haberla contraído".

Comentó que, al ser asintomática durante mucho tiempo, la gente no le da mucha importancia, por eso aconsejó que el paciente tiene que tener un seguimiento cardiológico, "además es una enfermedad con muchas aristas, donde interviene un clínico, un infectólogo, un pediatra en el caso de los niños, incluso hasta el político de turno, que debe implementar medidas de salud", resaltó.

Por ley

La Ley 26.281 de Prevención y Control de Chagas, que rige en la Argentina desde 2007, indica que la prueba para diagnosticar Chagas debe practicarse de manera obligatoria en toda mujer embarazada, en los recién nacidos, en hijos de madres infectadas hasta el primer año de vida y en el resto de los hijos, menores de 14 años de las mismas madres y, en general, en niños y niñas al cumplir los 6 y 12 años.

El Chagas forma parte del grupo de las llamadas enfermedades desatendidas que son principalmente las infecciosas que se dan mucho en entornos empobrecidos, especialmente lugares calurosos y zonas tropicales.

Según establece la Organización Mundial de la Salud (OMS), la mayoría son enfermedades parasitarias transmitidas por insectos, como mosquitos, simúlidos, flebótomos, la mosca tsetsé, la vinchuca y las llamadas "moscas de suciedad".

Dejanos tu comentario