Mendoza Jueves, 5 de julio de 2018

La doble vía a San Juan sí se hará, pero viene demorada

No será parte del ajuste, aunque para concretarla es necesario reubicar a 135 familias que tienen sus casas en la traza.

La construcción de la doble vía para la Ruta Nacional 40 fue una de las primeras promesas de Cambiemos tras el cambio de mando en 2015. Sin embargo, a simple vista, no hay todavía trabajos que indiquen que la obra que mejorará la conectividad entre Mendoza y San Juan pueda concretarse en el futuro cercano. La explicación de las autoridades para la demora es que todavía no se pudo reubicar a 135 familias que tienen sus viviendas en terrenos por los que pasará el trazado y que deben ser expropiados.

El proyecto es de la Dirección Nacional de Vialidad (DNV), motivo por el cual comenzaron a circular rumores de que podría quedar paralizada e integrar el plan de ajuste que aplicará el Gobierno nacional para la obra pública.

Sin embargo, desde el Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía aseguraron que eso no ocurrirá, ya que la obra está licitada y adjudicada.

"Hoy se ve como que es una ruta o un proyecto que está parado y no está avanzando, pero ya está adjudicado a las empresas", aseguró un vocero de la cartera comandada por Martín Kerchner.

El motivo por el que todavía no hay obras es, según el funcionario, porque aún no se resuelve el proceso de expropiaciones para que quede liberada la traza.

"Hace un par de semanas, el IPV (Instituto Provincial de la Vivienda) publicó la licitación para las casas, que una vez que se concrete permitirá avanzar con los trabajos", agregó el vocero.

Por otra parte, aseguró que en este contexto donde el Gobierno nacional frenará obras porque no tiene los recursos para encararlas, "no se dejarán de lado aquellas que están en funcionamiento o iniciadas, como es este caso, porque eso genera un costo mayor".

La licitación de las viviendas

En total son 135 casas las que deberá construir el IPV para liberar completamente el recorrido. Eso se hará en dos tandas de 75 y 60 respectivamente, con una inversión total de $188 millones. El plazo de obras es de 14 meses.

Podría estar para 2020 o 2021

A pocos meses de producirse el cambio de gestión en el Gobierno nacional, puntualmente en mayo de 2016, el actual ministro de Energía de la Nación, Javier Iguacel, que en ese momento era Director Nacional de Vialidad, aseguró en una entrevista a Diario UNO que la doble vía a San Juan era una prioridad.

"La idea es que esté todo listo para comenzar las obras a fin de año, con un plazo de ejecución de 36 meses como máximo, contemplando que algunos sectores puedan quedar listos en 24 meses. El objetivo es que para mediados de 2019 la autopista esté completa", había dicho entonces Iguacel.

Esa meta hoy parece prácticamente imposible de cumplir, ya que la obra todavía no dio sus primeros pasos concretos, más allá de que se está trabajando en la reubicación de las viviendas que están en la traza.

De comenzar en lo inmediato, recién podría estar lista para 2020 o 2021.

Son 17,5 kilómetros de dos calzadas y doble trocha

La obra que realizará la Dirección Nacional de Vialidad en la ruta 40 tiene una extensión de 17,5 kilómetros, y consiste en una autopista con dos calzadas separadas de doble trocha cada una. Si bien el objetivo era terminarla durante los cuatro años de gestión de Mauricio Macri, las demoras para poder expropiar las viviendas que ocupan el terreno hicieron que esa meta sea imposible.

A la construcción básica de la doble vía se le sumarán intercambiadores, calles colectoras pavimentadas o enripiadas según los caudales de tránsito, banquinas de 3 metros de ancho y pasarelas en sectores específicos.

La primera etapa comprende además la construcción de dos rotondas, una ubicada en el acceso al aeropuerto El Plumerillo y otra en el acceso a la calle Álvarez Condarco y al Parque Industrial de Las Heras.

El presupuesto para concretar la obra será de $1.568 millones, y tendrá un plazo de ejecución de 24 meses.