Mendoza Lunes, 23 de julio de 2018

Cómo darse cuenta de que un niño es víctima de abuso sexual

En Mendoza se atienden 280 casos de abuso sexual infantil por mes. Este sábado una nena de 12 años, fue madre en el hospital Antonio Scaravelli, de Tunuyán.

Cifras preocupantes. En Mendoza se atienden 280 casos de abuso sexual infantil por mes, según el Equipo de Abordaje de Abuso Sexual del Ministerio Público Fiscal de la provincia. A pesar de esta elevada cifra, son muchos los casos que no son denunciados porque se desconoce que sucedan.

Sin ir más lejos, este sábado una nena de sólo 12 años, oriunda de San Carlos, fue madre en el hospital Antonio Scaravelli, de Tunuyán, siendo el segundo caso de embarazo adolescente no deseado ocurrido en ese departamento y denunciado en sólo dos meses. El embarazo se detectó cuando llevaba 4 meses de gestación y sus padres pusieron la denuncia contra el abusador de 17 años, quien aparentemente habría trabajado en la finca en la que vive la víctima.

"Un abuso sexual es una experiencia en la que un niño o niña siente que es tomada como un objeto sexual de la otra persona. Generalmente, es realizado por una persona cercana a la víctima o que tiene confianza. En el 75% de los casos son familiares bastante próximos y en un 40% el abusador es el propio padre", explicó Clara Álvarez, Presidenta del Comité de Ética del Colegio de Psicólogos a Canal 7.

"Algunos casos como este, salen a la luz cuando se descubre un embarazo, pero tenemos que sospechar que antes de eso ha habido un abuso, ¿y cuántos abusos hay que no son denunciados porque se desconoce? Por eso es muy importante darle difusión a esta problemática y a los síntomas o señales que pueden dar los niños", manifestó la psicoanalista.

Muchas veces estos abusos no se cuentan por vergüenza, temor a dejar de ser querido o miedo a perder la credibilidad por denunciar a un familiar, por eso es que hay que estar atento a los cambios en la conducta. Sentimientos de ánimos depresivos, desconfianza, rechazo al contacto físico, pesadillas o problemas de incontinencia urinaria o fecal, son algunos de los síntomas que puede presentar una víctima de abuso sexual. "También pueden manifestar conductas exacerbadas desde el punto de vista sexual, como excesiva curiosidad sexual, masturbaciones compulsivas, es decir, se manifiesta de diversas formas", aseguró la Licenciada.

"Dan indicios porque es una situación traumática para el niño por lo que difícilmente pase inadvertida. Lo importante es la posición de los adultos frente a estas manifestaciones, aunque también puede pasar que estos actos de abusos sean tan constantes que se termine naturalizando la situación", denunció la especialista.

Dejanos tu comentario