En la Justicia de Mendoza ya tramitan el primer expediente nativo digital 100%, lo que marca el comienzo de una nueva era y el final, de ahora en más, del histórico soporte papel. El caso pionero es un divorcio.

Hasta unas horas antes y durante los últimos años, el trabajo fue una mixtura entre digitalización y papel. Ahora es totalmente digital en todos los pasos: desde la incorporación de documentos y actuaciones hasta la visualización remota de la totalidad de los expedientes.

Te puede interesar...

"La transformación del papel a lo digital garantiza absoluta eficacia y transparencia. La tendencia, mediante la utilización de las nuevas tecnologías, es acelerar los tiempos de la Justicia", consideró Mario Daniel Adaro, el más tecnológico de los siete ministros de la Suprema Corte de Justicia de Mendoza.

De ahora en más se abren camino dos etapas indispensables para afianzar este nuevo rumbo: la ciberseguridad y la auditoría de las operatividad jurídica a través de las herramientas digitales.

"La era de los litigios vía remota ha comenzado", admite Adaro.

De hecho, a la Mesa de Entradas Digital del Poder Judicial ya han ingresado más de 1,7 millones de documentos que serán incorporados a expedientes judiciales ciento por ciento digitales.

Este es el mensaje publicado por el Poder Judicial en su página web, que está dirigido a los profesionales del Derecho, y que dio cuenta del cambio. "Por Acordada N° 29.979, el día viernes 16/4 a partir de las 23.59, dejará de funcionar la MEED para la Gestión Asociada de Familia de Luján. Toda presentación deberá cursarse a través de Iurix OnLine HTML5, a partir del día lunes 19/4/2021 sin perjuicio de la inhabilidad que le rige."

El caso del debut

Un caso del fuero de Familia tramitado en Luján es el que está plasmado en el primer expediente nativo digital 100% de la Justicia de Mendoza. Un divorcio vincular.

La instrucción del pleito está a cargo del Tribunal de Gestión Judicial Asociada (Gejuas) de Familia de ese departamento, que integran las magistradas Silvia Ceballos y Daniela Alma. El supremo Julio Gómez es el coordinador del fuero judicial de Familia de Mendoza.

El trabajo de la Dirección de Informática y del área Modernización del Poder Judicial, bajo la conducción de Mariano Cano y Daniel Herrera respectivamente ha sido clave para dar el puntapié en la materia 100% digital. También el rol de Carlos Quiroga Nanclares en la organización de los tribunales asociados.

La digitalización plena comenzó a aplicarse en el fuero de Familia teniendo en cuenta -y esto lo admiten desde la propia Suprema Corte de Justicia- que ha sido el más relegado y alejado de las mejoras y las innovaciones.

De hecho, cuando Dalmiro Garay asumió la presidencia en lugar de Jorge Nanclares su primera recorrida fue por los Tribunales de Familia y Minoridad a sabiendas de que ahí hay mucho por mejorar.

Otra muestra de que Familia necesita recursos fue el escándalo que se desató antes del comienzo de la pandemia, en 2020, cuando Nanclares dispuso el traslado de personal del fuero Civil y Comercial; decisión que finalmente quedó en la nada por la llamada "rebelión de los jueces civilistas".

El acceso a la virtualidad plena

La Suprema Corte de Justicia habilitó hasta el 31 de mayo la inscripción de profesionales para el acceso a las plataformas digitales que serán de uso obligatorio desde el 1 de agosto.

"La plataforma IURIX On-Line HTML5 implica la primera etapa en el camino a la implementación definitiva del expediente digital. Una vez validados en este sistema, los profesionales podrán presentar escritos y demandas, y visualizar listas personalizadas", señaló el Poder Judicial en la web oficial.