Diario Uno > Farándula > john Fort

¡A pura grasa! John Fort reveló la dieta que siguió para su impresionante transformación física

John Fort, es hijo de Eduardo, el hermano mayor del empresario, tiene 26 años, vive en Miami y estudia administración de empresas.

Te puede interesar: Las fotos de las vacaciones hot de Sol Pérez y su novio

Tras mostrar en las redes sociales el resultado de su cambio físico, el joven dialogó con PrimiciasYa.com y contó cómo logró bajar de peso y tonificar su cuerpo.

 Embed      

En 2015, el sobrino de Ricardo Fort empezó a cumplir con una dieta rica en fibras y proteínas. Además, comenzó a mantener una rutina de entrenamiento diaria, con trabajo aeróbico y para incrementar su masa muscular.

Básicamente aprendí a comer. Toda la vida me gusto entrenar pero siempre fui fanático de las golosinas, sobre todo los chocolates. No me empalago. Una caja de Marroc literal me dura un ratito. Como te digo, siempre me gustó entrenar pero simplemente no existe entrenamiento que le gane a una mala alimentación”, remarcó.

 Embed      

Y luego contó: “Un día, el año pasado en junio, dije: ‘ya sé exactamente como es la vida comiendo lo que quiero, cuando quiero y cuanto quiero, vamos a probar si hago las cosas de otra manera’. Le dediqué horas y horas de estudio al tema alimentación viendo miles de vídeos en YouTube. Hasta que encontré dos dietas que me llamaron mucho la atención. El ayuno intermitente y la dieta cetogénica también conocida como la KETO. La Keto lo que hace es eliminar todos los hidratos de carbono de la dieta y adapta al cuerpo a funcionar a grasa en lugar de carbohidratos. Lo increíble de la dieta es que promueve el consumo de grasa porque es la fuente de energía para el cuerpo”.

"Es la única dieta que permite comer quesos, fiambres, achuras, incluso huevos fritos y panceta, increíble pero funciona. No apunta a la restricción de calorías sino a volver el cuerpo eficiente en la utilización de grasa como fuente de energía. Y bueno vivo así hace un año y medio, honestamente no estoy a dieta. Vivo así y ya… como muchísimo y cosas riquísimas. Por ejemplo como hamburguesas pero sin pan ni papas. La mayoría de la gente no lo entiende, pero para mí es un precio muy bajo resignar el pan y las papas para no engordar… sigo pudiendo comer una hamburguesa triple con panceta, huevo y queso…”, detalló el apuesto John, tal vez para envidia de muchos.

 Embed      

Te puede interesar...