Espectaculos Sábado, 22 de septiembre de 2018

Michael Jackson revive

A partir de las 21, los mendocinos vamos a poder disfrutar de este mega show tributo al Rey del Pop por el artista chileno Germán Muñoz

A casi una década de su desaparición física, esta noche, en el auditorio Ángel Bustelo, a partir de las 21, vamos a revivir lo mejor de Michael Jackson en la piel de Germán Muñoz el intérprete chileno del genial músico del pop de todos los tiempos. Las entradas pueden conseguirse en el auditorio a $500 y a través del sistema web de eventbrite.com.ar.

Muñoz, junto a dos bailarines también del país vecino y con una banda en vivo, harán sonar aquellos temas como si los escucháramos de un disco. Las coreografías con el despliegue que cambió la manera de bailar en el mundo harán vibrar el Bustelo.

"Mi historia con Michael Jackson es muy particular, por ejemplo nunca tuve un cassette, un VHS. nada propio, pero cada vez que aparecía en la tele, me quedaba pegado. Probablemente pasaba un año y volvía a ver algo nuevo, no tenía los medios y cuando los tuve, me independicé y empecé a comprarme todo de Michael Jackson. En dos meses ya era el doble, me aprendí los bailes y con el tiempo empecé a profesionalizarme, a estudiar cómo parecerme a través del maquillaje. Yo no tengo la cara de Michael, yo me la hago a través del maquillaje. No era bueno bailando, tuve que tomar clases y no era bueno cantando, también tuve que tomar clases. El proceso en total duró diez años y ya estamos haciendo giras y conciertos", expresó Germán Muñoz en el diálogo previo con Escenario que anticipa lo que se vivirá esta noche.

Michael Jackson el show, está celebrando los 60 años del músico más exitoso del mundo para disfrutar de un plan de sábado en familia,sin límites de edad.

Es bonito ver cómo la gente cuando hacemos conciertos, llega en familia. Porque Michael es el artista más transversal de la historia, atrae a grandes y chicos, es muy popular su música", afirmó el intérprete. Luego continuó: "Para mí, mi súper héroe es Michael Jackson, hay muchos que quisieran tener el traje de Iron Man o de alguno de ellos pero para mí mi súper héroe es Michael. Se vestía con un guante, sombrero y ahí aparecían superpoderes que hacían que la gente se emocionara con su música, con su baile, con sus interpretaciones con sus videos, e imitarlo para mí es llevar magia, de eso se trata el show de llevar magia".

Cuando le preguntamos cuál es el proceso de producción y formación para la difícil tarea de imitar a una estrella tan consagrada como lo es Jackson, Muñoz dijo: "Tratar de imitar a Michael Jackso es muy complejo porque hay que tratar de parecerse en la cara para tener un aire físico, tratar de bailar como él y si ya se le agrega el canto mejor. El tratar de compatibilizar las tres es trabajar todos los días de la semana. Es estar estudiando maquillaje, estar estudiando canto y mucho más. La verdad es que aprendí a cantar para hacer el tributo de Michael Jackson. Increíblemente después de que empecé a imitarlo me di cuenta de que podía cantar como Miguel Bosé o como el vocalista de La Ley, Beto Cuevas; pero nunca me propuse nada diferente porque aprendí a cantar para hacer una buena imitación de él. No tengo el interés de crear música propia, aunque sé hacer melodías, sé inventar, mi intención es rendirle tributo al rey y ya", expresó el artista chileno.

Sin embargo, detrás de las luces, shows y conciertos, Germán tuvo una infancia muy humilde que lo llevó a impulsarse para poder alcanzar su ansiado sueño.

"Mi historia es la revancha del perdedor, yo no tenía el talento ni en el parecido ni en el baile, nada, entonces si no me salía algo, lloraba, pero seguía, me decían no no te pareces, pero yo seguía. Hasta el momento en que yo tengo fotos en facebook que alguien las tomó diciendo "acá Michael Jackson" y no era Michael, era yo. Me enorgullece cuando pasan ese tipo de cosas porque es un maquillaje, no es photoshop. Cuando estoy cantando la gente me pregunta si estoy haciendo playback y no, soy yo. Esta es la historia de perseverar, de eso se trata".

Entre risas, Germán contó que la gente cree que es Michael las 24 horas del día y por el contrario confesó: "La gente piensa que al verme así soy Michael Jackson todo el día, pero estoy de zapatillas, de buzo, voy a la feria a comprar fruta y cuando me transformo en Michael Jackson, son dos horas de maquillaje. Salgo a la calle y la gente empieza a saludarme y minutos antes podría haber estado contigo y nunca hubieses sabido que yo era el doble de Michael Jackson", afirmó el cantante.

Si bien Muñoz es fanático de El rey del Pop, sus gustos musicales van mucho allá: "Me encanta la música de los 60, de los 80 como Los Beatles, Elvis Presley, Phill Cohllins, Bon Jovi. Casi siempre me llamó la música anglo pero por el lado latino también me gusta Raphael o Camilo Sesto. Mis oídos no se cerraron a escuchar solamente Michael Jackson".

La imitación es un trabajo sin fin y de esto Germán está muy seguro: "Yo creo que la gran ventaja que tengo es que siento que nunca voy a terminar de pulirme, en el baile voy muy bien pero lo puedo hacer mejor todavía puedo dar tres giros más. Cuando empecé a cantar me di cuenta que podía cantar mucho más y de repente estamos haciendo conciertos completos. Es solamente trabajo, ganar experiencia y llevarlo al escenario para que otra gente lo disfrute".

Si bien nunca pudo presenciar un concierto en vivo por su corta edad, Muñoz afirma que Michael se convirtió en su pasión a seguir para poder ofrecerle al público un poco de la magia que él supo captar del artista del pop y así reproducirla en cada uno de sus shows tributo.

"Nunca pude verlo en vivo, es el sueño frustrado de mi vida, pero mi historia de vida es lo que más me enorgullece. Hoy tuve que despertarme a las 6 de la mañana, anoche ensayamos hasta las 12, entonces no lo hice triste, no lo hice amargado, al contrario quería despertar para que comenzara el día. Hay muchas personas que van a trabajar en algo que no les gusta, en el caso mío es todo lo contrario. La receta es la perseverancia, hay personas que nacen con el talento, se confían de eso y no lo explotan. En cambio hay personas, como en el caso mío, que les cuesta aprender, pero lo hacen tantas, tantas veces que probablemente avanzan más que el que no quiso estudiar un poquito más", explicó el artista.

Cerrando la nota y con un tono de expectativa, Germán adelantó: "El show del auditorio Ángel Bustelo estará muy divertido porque vamos a tocar con músicos en vivo que son de acá y están tocando absolutamente todo en vivo, desde el panderito hasta los coros, todo en vivo. La gente va a poder escuchar la música de Michael Jackson siendo ejecutada en vivo con bailarines, pirotecnia, no van a ver un tributo, van a ver un concierto y eso es lo que me tiene más emocionado", cerró el chileno.