Economía coronavirus

Suspensiones, paritarias congeladas y aguinaldo en cuotas, la realidad de los trabajadores

Los primeros 100 días de la cuarentena tuvieron un fuerte impacto en el mundo de los trabajadores y los sindicatos, donde algunas actividades como la gastronomía, hotelería, taxistas y comercios no esenciales vieron caer drásticamente sus ingresos, mientras que trabajadores de otros sectores debieron firmar recortes salariales a cambio de evitar despidos, o bien sufrieron un congelamiento de sus paritarias, al tiempo que también hubo despidos a pesar de la prohibición por decreto.

Te puede interesar Padrón de Tarjeta Alimentaria: a quién le corresponde, cómo acceder y dónde la retiro

Uno de los sindicatos que pica en punta entre los más afectados es el de la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos (UTHGRA), que lidera a nivel nacional Luis Barrionuevo, y cuyo titular de la seccional porteña, Dante Camaño, calificó como "una tragedia" la situación económica que está atravesando el sector y sus trabajadores.

El gremio que representa a mozos, cocineros, camareros y empleados de hoteles- vive una situación muy complicada ya que la mayoría de los comercios estuvieron un mes con las persianas bajas sin recaudar un peso y luego pudieron a comenzar a vender bajo las modalidades de delivery y "para llevar", pero con sus salones (mayor fuente de sus ingresos) cerrados debido a la pandemia.

 Embed      

Debido a la extensión del aislamiento obligatorio y a su inminente retroceso a una fase más severa en algunas localidades, en los últimos días comenzaron a conocerse los cierres definitivos de varios restaurantes.

La situación de los hoteles es aún peor ya que directamente no funcionan debido a la cuarentena y nada hace prever que el sector turístico vaya a reactivarse en breve, por lo cual una cámara empresaria del sector sostuvo que podrían quebrar el 70 por ciento de los hoteles y restaurantes de continuar el confinamiento.

Otro gremio afectado es de los empleados de comercio, ya que todos aquellos que no trabajan en un negocio esencial (indumentaria, electrodomésticos, mueblerías, librerías, jugeterías), recién pudieron reabrir luego de más de un mes de cuarentena y ahora algunos de ellos podrían volver a cerrar si se decide volver a fases anteriores.

Te puede interesar Tablet gratis 2020: requisitos y formulario para AUH, jubilados, trabajadores y monotributistas

Un sector castigado fue también el de los peones de Taxis, que vio caer drásticamente su actividad y facturación por la disminución de gente en las calles, aunque semanas atrás el titular del sindicato, Omar Viviani, anunció que logró que sus representados ingresen en el Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) para que el Estado pague parte de los salarios.

El parate económico por la pandemia dio lugar, además, a que la CGT y la UIA acordaran el pago de al menos el 75% de los sueldos para aquellos trabajadores que no concurren a sus puestos laborales o que están suspendidos a fin de evitar sus despidos.

Esa situación ya estaba siendo negociada previamente por distintos gremios por separado, entre ellos los gastronómicos, Comercio, los mecánicos del SMATA, metalúrgicos de la UOM, Calzado y Seguro.

A su vez, otros sindicatos se vieron afectados por la pandemia en lo que refiere a su negociación paritaria, ya que cuando irrumpió la crisis sanitaria no habían aún cerrado la compensación por la pérdida de poder adquisitivo del año anterior y ahora también ven demorada su paritaria del corriente año.

Por otro lado, en los últimos días el Gobierno decretó el pago en cuotas de los aguinaldos del sector público mayores a 40 mil pesos, lo que generó malestar en los gremios estatales alcanzados por la medida y encendió las alarmas en los sindicatos del sector privado, ya que esta modalidad podría replicarse en ese ámbito.