Crisis económica

Empresarios y gremios de la construcción comparten la angustia por la posible paralización de obras

Desde la Cámara de la Construcción y la UOCRA expresaron temor de que por la incertidumbre respecto de los precios y el faltante de materiales se frenen o paralicen obras públicas y las privadas

Los constantes aumentos de precios y el faltante de materiales por los problemas que ha generado el cepo a las importaciones, están afectando severamente al sector de la construcción, tanto en obras públicas como privadas.

Frente a este panorama, los empresarios del sector y el gremio que nuclea a los trabajadores temen que la situación se agrave, lo que implicará paralización de trabajos y despidos. Ya han advertido la ralentización de obras y licitaciones que quedan desiertas. Esto, claramente, alarma a las compañías constructoras y al sindicato.

Quienes analizaron la problemática fueron Marcelo Bargazzi, vicepresidente segundo de la Cámara Argentina de la Construcción, delegación Mendoza, y Miguel Ponce, secretario general de la Unión Obrera de la Construcción (UOCRA).

Obras demoradas

Marcelo Bargazzi.jpg
Marcelo Bargazzi, de la Cámara Argentina de la Construcción, delegación Mendoza.

Marcelo Bargazzi, de la Cámara Argentina de la Construcción, delegación Mendoza.

El empresario Bargazzi fue entrevistado por Carina Scandura y Carlos Hernández, en radio Nihuil. Advirtió que "ya SE ven obras demoradas y licitaciones que quedan vacías".

"Como en todo el país -explicó- la situación en Mendoza es compleja. La falta de materiales hace que las obras se ralenticen, con la amenaza de que directamente se paren".

El dirigente de la Cámara de la Construcción aclaró que "en las empresas de nuestra cámara no hubo despidos pero no sé qué va a pasar más adelante si continúa la incertidumbre por la entrega de materiales y por los precios".

"De las obras privadas no puedo afirmar que estén paralizadas, pero sí que están ralentizadas sí. Es que no hay un panorama claro. La excepción puede ser de que alguna empresa tenga la obligación de terminar una obra y el constructor quiera pagar precios exorbitantes al que tenga materiales y los quiera vender" "De las obras privadas no puedo afirmar que estén paralizadas, pero sí que están ralentizadas sí. Es que no hay un panorama claro. La excepción puede ser de que alguna empresa tenga la obligación de terminar una obra y el constructor quiera pagar precios exorbitantes al que tenga materiales y los quiera vender"

En cuanto a las obras públicas, indicó que "por ahora no hay paralización pero si esto continúa, van a haber paralizaciones".

De los precios Bargazzi admitió que "hay previstas redeterminaciones pero no reflejan la realidad del problema que tenemos. La realidad es que los precios suben por ascensor y nosotros vamos caminando por la escalera. Las planillas de los precios vienen con atrasos que, en el mejor de los casos, son de 60 días. Entonces, uno redetermina precios de manera provisoria pero cuando sale planilla definitiva de ejecución con el costo financiero que eso implica, no se refleja la vedad de los aumentos".

Respecto a los materiales que más faltan, el empresario detalló que "las obras saneamiento, por ejemplo, llevan materiales de fundición. No hay muchas empresas en el país que los fabriquen y las que hay están sobresaturadas, no tienen precio, no dan abasto y no quieren vender. Además necesitan piezas chinas pero no las consiguen porque las importaciones están virtualmente cerradas".

obra-vial.jpg
Hay licitaciones para obras públicas que son declaradas desiertas porque las empresas temen que las ofertas se devalúen en poco tiempo.

Hay licitaciones para obras públicas que son declaradas desiertas porque las empresas temen que las ofertas se devalúen en poco tiempo.

¿Qué pasa con las licitaciones de obras públicas?

Bargazzi finalmente aludió a cómo la crisis se nota en los llamados a licitaciones: "Hay muchas licitaciones que están quedando desiertas. No hay que olvidar que las licitaciones llevan un proceso de armado, apertura y adjudicación. Son entre 90 y 120 días. Por eso no se puede poner un precio. Entrar en una licitación hoy, es ir a la lotería sabiendo que se va a perder".

"No soy muy optimista con el futuro. No creo, desgraciadamente, que esto vaya a mejorar" "No soy muy optimista con el futuro. No creo, desgraciadamente, que esto vaya a mejorar"

La visión de la UOCRA

Miguel Ponce UOCRA.JPG
Miguel Ponce, secretario general de la UOCRA.

Miguel Ponce, secretario general de la UOCRA.

Miguel Ponce, secretario general de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina sede Mendoza, dio una nota a Canal 7.

Allí contó que "estamos atravesando un momento complicado por la inestabilidad económica. Por ahora la vamos llevando pero ya las empresas nos han hecho saber su preocupación por el freno a las obras y el temor de que ese freno se transforme directamente en paralización".

"Todo esto puede llevara despidos y es lo que le hemos pedido a las empresas que no hagan" "Todo esto puede llevara despidos y es lo que le hemos pedido a las empresas que no hagan"

El sindicalista repasó que "desde agosto del año pasado hasta hace un mes y medio veníamos bien y habíamos recuperado 3.000 puestos de trabajo con la obra privada. Además se reactivó la obra pública. Lamentablemente, ahora estamos en la incertidumbre y con el temor de que empiecen a suspender gente".

Ponce agregó que "han venido a buscar trabajo personas que estaban haciendo tareas en barrios privados y han sido suspendidos no saben por cuánto tiempo. Encima, faltan ladrillos, hierro, cemento...y lo que hay se vende muy caro".

El dirigente lamentó que "el que empezó un trabajo en su vivienda, hoy no lo puede continuar. Una casa del IPV (Instituto Provincial de la Vivienda) que antes valía entre $7 millones y $9 millones, hoy está en los $13 millones. Está todo mal: nadie sabe dónde pararse".

Te puede interesar: Políticos mendocinos polemizaron sobre la plata que envía la Nación en una semana al rojo vivo

Temas relacionados: