Diario Uno > Economía > Crisis económica

Desarrollo Social gastó 19 millones de pesos en granos de choclo

Desarrollo Social compró casi 180 toneladas de granos de choclo en lata para asistir a familias pobres ante la crisis económica profundizada por la pandemia.

El Ministerio de Desarrollo Social compró casi 180 toneladas de granos de choclo en lata para asistir a familias pobres ante la crisis económica profundizada por la pandemia de coronavirus y para ello destinó más de 19 millones de pesos.

A través de la Resolución 97/2021, publicada este viernes en el Boletín Oficial, la cartera conducida por Daniel Arroyo aprobó la adquisición de 510 mil latas de granos de choclo amarillo tipo cremoso de 350 gramos cada una.

La firma ganadora de la licitación fue INALPA Industrias Alimenticias Pavón Arriba S.A., quien cobrará un total de 19.533.000 pesos.

Sin embargo, el concurso de precios era en principio por un total de 850 mil latas, pero los otros oferentes superaron los precios máximos fijados por el Estado y uno de ellos fue descartado por "presentar incompleto el detalle de nutrientes en la información nutricional en el rótulo del envase del producto cotizado".

Las 297,5 toneladas de granos de choclo habían sido solicitadas por la Subsecretaría de Asistencia Crítica, con el objetivo de "asistir en forma directa a gran parte de la población que se encuentra en situación de extrema vulnerabilidad, profundizada por efecto de la pandemia".

Días atrás, el Ministerio de Desarrollo Social había oficializado la adquisición de 425 toneladas de dulce de membrillo, por las que pagó casi 75 millones de pesos.

En 2020, producto de la pandemia de coronavirus y la consecuente profundización de la crisis económica debido al cierre de la mayor parte de las actividades, la pobreza se disparó al 42 por ciento, el nivel más alto desde 2004 y equivalente a 19 millones de personas, de las cuales 4.700.000 son indigentes.

Las mediciones del Indec confirmaron que a lo largo del año pasado alrededor de 3 millones de habitantes pasaron a ser considerados pobres para las estadísticas públicas. La fuerte suba de precios, el derrumbe económico del 10 por ciento, el cierre de empresas y el aumento de la desocupación, impactaron con fuerza en todas las variables sociales. Los datos del organismo público corresponden al segundo semestre de 2020 y reflejaron un incremento de 1,1% respecto del primer semestre y un fuerte aumento del 6,5%.

Seguir leyendo