Diario Uno > China Watch > Silicon Valley

Un Silicon Valley de China

El centro tecnológico se ve obligado a adaptarse a los tiempos que corren

Hace cinco años, las autoridades anunciaron planes para transformar un área en Beijing que es considerado el “Silicon Valley” de China. Esos planes para Zhongguancun, en el noroeste de Beijing, se cumplirían en tres a cinco años, señalaron, lo que significa que los productos electrónicos ya no se venderán allí para fines de este año, mientras que el fruto de esos planes se vuelve más claro.

Uno de los que está más familiarizado con Zhongguancun es Chen Hongwei, de 55 años, que ha trabajado allí durante unos 20 años y lo ha visto pasar por varias encarnaciones.

Te puede interesar...

Sin embargo, a diferencia de la mayoría de quienes viven y trabajan en el área del distrito de Haidian, Chen no es un ingeniero de software ni el fundador de una empresa de alta tecnología. Trabaja como funcionario administrativo a cargo de supervisar negocios en una calle importante en Zhongguancun. “Vine a Zhongguancun en abril de 2000 cuando había pocos edificios altos en la zona y la mayoría de la gente se trasladaba en bicicleta”, comentó. Al principio, fue ingeniero en jefe de la Plaza de Libros de China (en Haidian), una calle creada por el gobierno local dedicada a libros de la ciencia y tecnología.

Al estar cerca de varias instituciones de educación superior, incluidas la Universidad de Tsinghua y la Universidad de Pekín y establecimientos de investigación científica, la plaza de Zhongguancun siempre estuvo llena de estudiantes, profesores y académicos que buscaban libros o productos electrónicos. “Sin embargo, después de que China se unió a la Organización Mundial del Comercio en 2001 y las librerías comenzaron a crecer rápidamente en Beijing, la popularidad de la plaza en Zhongguancun comenzó a disiparse”, señaló Chen.

Otra razón de la disminución del comercio en la plaza fue el creciente mercado minorista online de libros. En respuesta al cambio de dirección comercial, Chen, quien se había convertido en subdirector de la oficina de administración de la plaza, dirigió un equipo que intentaba convertir el lugar en un área de bares, un plan que fracasó.

China Watch-Zhongguancun (2).jpg
El área de Zhongguancun en Beijing, que alguna vez fue un centro de productos electrónicos, se ha convertido en un centro para industrias de alto nivel. PARA USO DE CHINA DAILY

El área de Zhongguancun en Beijing, que alguna vez fue un centro de productos electrónicos, se ha convertido en un centro para industrias de alto nivel. PARA USO DE CHINA DAILY

En 2012, el gobierno del distrito estableció que la plaza de los libros debería enfocarse en brindar servicios para startups, porque Haidian había cultivado muchas empresas de alta tecnología y estaba atrayendo cantidades cada vez mayores de capital de inversores chinos y extranjeros. “Como resultado, colocamos muchos cafés en la plaza, ya que a los inversionistas y jóvenes empresarios les gusta discutir sus planes de negocios en esos lugares”, señaló Chen. “Este plan pronto resultó ser un éxito”.

En junio de 2014, la calle de la plaza pasó a llamarse Innoway y se abrió al público, con el objetivo de ofrecer un lugar para los intercambios abiertos entre innovadores. En los años siguientes, se organizaron foros y otras actividades en dicha calle para atraer talento y capital. Según el sitio web de Innoway, en los últimos seis años el área ha incubado 3.841 startups y ha recaudado 77 mil millones de yuanes (u$s 11,3 mil millones).

“Es natural cambiar con los tiempos que corren”, sostuvo Chen. “Hace veinte años, las condiciones de vida y las instalaciones en Zhongguancun eran malas y estaban muy por detrás de otras áreas”. Ahora, esta zona alberga numerosos edificios e instalaciones modernas gracias a su función como centro de ciencia y tecnología. Incluso los baños públicos son inteligentes y de alta tecnología, señaló Chen.

A fines de agosto, un aviso publicado en el centro comercial Ding Hao, un lugar de outlets que venden dispositivos electrónicos en Zhongguancun, llamó la atención de toda la comunidad. El centro comercial cerraría por reformas y ya no sería el lugar al que acudir para comprar computadoras, teléfonos celulares y otros productos electrónicos. En los últimos años, otros dos mercados importantes de productos electrónicos en Zhongguancun han cerrado y se han transformado en oficinas para empresas de alta tecnología. Antes, casi todos los estudiantes solían ir a Zhongguancun al menos una vez durante sus años universitarios para comprar una computadora portátil o un teléfono. Los empleados de oficina iban al área en busca de DVDs, impresoras y pantallas.

Sin embargo, a medida que pasaba el tiempo, surgieron problemas, siendo el fraude el más grave, seguido de los productos de imitación. En 2009, las autoridades anunciaron un plan para transformar Zhongguancun en un centro para industrias de alto nivel. Se desalentó a los mercados de venta de productos electrónicos en la zona. Dos años más tarde, se introdujeron políticas para aumentar el espacio de oficinas para empresas de alto nivel, incluidas las de los sectores de ciencia y tecnología y servicios financieros, y finalmente se dio a conocer el plan que incluía productos electrónicos que ya no se venden allí. El cierre del centro comercial Ding Hao es parte de este plan.

“En mi opinión, no es el final, independientemente del cierre del centro comercial del libro o de los mercados electrónicos”, señaló Chen. “Es un nuevo comienzo. Surgirán nuevos grupos industriales”.