Embed      

La Vuelta Ciclista de Mendoza, más de 2.000 motoqueros y cientos de turistas -entre ellos la mayoría mendocinos- que planearon pasar el feriado extra largo de Carnaval en Chile, colapsaron la alta montaña durante la mañana de este sábado. Los viajeros reclamaron la falta de comunicación de esta situación por parte de la Policía y Gendarmería para evitar las demoras que superaron las cinco horas. Incluso reclamaron la falta de infraestructura necesaria en el cruce internacional.

Te puede interesar: ANSES| Tarjeta alimentaria: cómo saber si me corresponde y qué hago si no figuro en el padrón

El paso al vecino país ya fue habilitado, pero con demoras. En un principio se informó que en Libertadores había 90 minutos de espera para vehículos particulares y 40 minutos para camiones, mientras que en Horcones la demora para particulares era de 30 minutos.

 Embed      

Pero cerca de las 15, el tiempo para realizar los trámites ya era de 120 minutos para particulares y sin tardanza para quienes viajen en colectivo, según Gendarmería. El tiempo está despejado y hacían 11 grados a esa hora.

 Embed      

El problema comenzó a primera hora de este sábado, cuando los corredores de la Vuelta Ciclista realizaban la etapa de alta montaña hasta el Cristo Redentor, y cerraron el paso a Chile de ambos lados, por la seguridad de los ciclistas.

Los mendocinos, camioneros y otros turistas que viajaron hacia allí quedaron varados, casi sin posibilidad de poder regresar debido a la gran cantidad de vehículos en el corredor internacional.

"Hay una fila interminable de autos para adelante y para atrás de donde estamos", reclamaron desde ese lugar, e indicaron que la tensión crecía cada vez más debido a que algunos decidieron tomar un atajo por la montaña y adelantarse para estar más cerca de la Aduana.

"Esto debería haber sido comunicado por la Policía o Gendarmería en Uspallata", indicó otra persona que está varada junto a su familia desde las 9 de este sábado, y que hasta las 13 aseguró que solo se movieron "10 metros".

 Embed      

La larga espera estuvo acompañada de la falta de alimentos, de agua y de baños para todos los que esperan durante horas poder avanzar hacia Chile.

"Gendarmería pasó rapidísimo porque cuidan a los ciclistas, y cuando uno les pregunta algo contestan muy mal", se quejó una mujer que reclamaba por la falta de información que hubo sobre esta situación de manera previa. "No sabemos nada, nadie nos dice nada", afirmó.

Por otro lado, Osvaldo Valle, encargado de la información de alta montaña de Gendarmeria Nacional, indicó que después de las 13, una vez terminada la Vuelta Ciclista de Mendoza, la situación se normalizó, debido a que se habilitó nuevamente el paso a Chile.

Frente a las demoras, se recomendó circular con precaución a aquellos conductores que decidan cruzar al vecino país durante este sábado. Además, se advirtió que podrán haber demoras el martes, cuando muchos turistas regresen al país de sus minivacaciones.