Diario Uno Sociedad
Bandidos rurales

El video de Juan Bautista Vairoleto a 80 años de su muerte

Juan Bautista Vairoleto vive en manifestaciones familiares, académicas y artísticas: el apellido en su descendencia, una tesina, el tatuaje del bisnieto y una animación

La historia dice que Juan Bautista Vairoleto murió hace 80 años en la localidad alvearense de Carmensa, también llamada San Pedro de Atuel. Sin embargo, aquel bandido rural sigue vivo: en los recuerdos populares, en las conversaciones familiares, en sus dos hijas, en la tesina de Fabio Erreguerena -uno de sus nietos- y hasta en el pecho de Joaquín, un bisnieto de 19 años que hace dos meses se tatuó el apellido Vairoleto en el pecho.

- A mi abuelo no lo conocí -explica Erreguerena, docente de la UNCuyo que estudió sociología para conocerlo-, porque cuando él murió, en 1941, mi madre tenía apenas 2 años.

Fabio Erreguerena.jpeg
Fabio Erreguerena estudio Sociología para entender el fenómeno de su abuelo Juan Bautista Vairoleto y el bandolerismo social.

Fabio Erreguerena estudio Sociología para entender el fenómeno de su abuelo Juan Bautista Vairoleto y el bandolerismo social.

Erreguerena tiene 52 años y nació en General Alvear. Es Doctor en Ciencias Sociales y Licenciado en Sociología. Trabajó en la UNCuyo hasta 2014 y desde entonces se dedica a la docencia. Hace 20 años presentó la tesina Juan Bautista Vairoleto: el recorrido de un mito. Fue calificada como "Sobresaliente con recomendación de publicación".

- ¿Y cómo ha vivido la familia esa historia tan íntima pero tan fuerte a nivel social?

- A mi mamá nunca le gustó mucho eso: siempre dijo que hubiera querido tener un padre y no un personaje famoso. Lo vivimos como admiradores propios y orgullosos de esta historia. Estudié sociología para estudiarlo a él. Para conocer y entender el proceso. Busqué una carrera que me diera respuestas a esa necesidad de conocer a alguien que era de todos y no solo de uno. Yo hubiera preferido tenerlo como abuelo para disfrutarlo como cualquier nieto con su abuelo. Pero encontré la forma de conocerlo.

- Cuénteme de Telma Ceballos, su abuela y pareja de Vairoleto...

- Mi abuela vivió con nosotros hasta el último minuto. Su historia fue también muy fuerte: vivió con él y debió soportar situaciones muy duras, como la detención y haber sido despojada de sus bienes en aquella época. Con todo lo que implicaba socialmente ser la mujer de Vairoleto.

"Asumimos la historia de Vairoletto con sus claros y sus grises, sin negar nada de su conducta: ni su historia ni sus crímenes porque estaríamos solo adoptando la parte más liviana y edulcorada pero haciéndolo desaparecer nuevamente, como cuando se niega la militancia de los desaparecidos de la dictadura" "Asumimos la historia de Vairoletto con sus claros y sus grises, sin negar nada de su conducta: ni su historia ni sus crímenes porque estaríamos solo adoptando la parte más liviana y edulcorada pero haciéndolo desaparecer nuevamente, como cuando se niega la militancia de los desaparecidos de la dictadura"

- ¿Logró verlo como abuelo pero bandido rural también?

- Eso mismo. Fue una persona con mucho coraje y dignidad con una trayectoria delictiva por su condición de bandolero social porque hay admiración social hacia quien se rebela contra leyes injustas.

Prontuario Vairoleto.jpeg
Las fotos del prontuario de Juan Bautista Vairoleto: la que está a la derecha fue utilizada para hacer la animación en video que se publica abajo.

Las fotos del prontuario de Juan Bautista Vairoleto: la que está a la derecha fue utilizada para hacer la animación en video que se publica abajo.

- Se cumplieron 80 años de la muerte de Vairoleto hace unas semanas...

- Sí, y hace poco conocimos el trabajo de un artista, Alejandro Contreras, que tomó una fotografía de mi abuelo y la coloreó e hizo una animación.

Animación de Bairoletto

"Este tipo de fenómenos, como el bandolerismo social, solo puede suceder en momentos históricos donde no hay muchas formas de expresarse o son muy limitadas para manifestar el malestar social" "Este tipo de fenómenos, como el bandolerismo social, solo puede suceder en momentos históricos donde no hay muchas formas de expresarse o son muy limitadas para manifestar el malestar social"

- ¿Qué otra conclusión pudo obtener acerca del bandolerismo social?

- Que desapareció cuando el Estado avanzó con el surgimiento del peronismo, cuando empezó a haber otros canales políticos y orgánicos en el campo que canalizaron ese malestar sin admirar a los sujetos que están fuera de la ley.

- El resto de la familia, ¿cómo ha vivido ser descendiente de un bandolero?

- Todos tenemos anécdotas al respecto: mi madre y mi tía, que llevan el apellido Vairoleto (aunque escrito como se hizo casi siempre: con b y dos t), cuando han hecho trámites reciben ineludiblemente las preguntas de que si tienen parentesco con él.

- ¿Y usted?

- Años atrás, cuando era funcionario de la gestión de Victoria Gómez de Erice en la UNCuyo, un día me presentó a Lilita Carrió, que había venido a visitarla. Cuando ella supo quién fue mi abuelo rápidamente me dijo: Tu abuelo y el mío anduvieron a los tiros hace muchos años, pero no pasó nada grave. Bueno, a mí también me preguntan si tengo parentesco con él cuando doy a conocer mi apellido materno.

- Me pregunto qué vivencias tuvieron, por ejemplo, sus hijos u otros descendiente jóvenes...

- Mi hijo se tatuó Vairoleto en el pecho. Tiene 19 años y se llama Joaquín. Hace 2 meses atrás se hizo un gran tatuaje y se lo mostró a mi madre, que es su abuela. Mi hijo es muy curioso con la historia. Creo que para chicos de su edad, Vairoleto es personaje de la historia, algo así como Belgrano.

Tatuaje Vairoleto.jpeg
El tatuaje de Joaquín Erreguerena, bisnieto de Juan Bautista Vairoleto.

El tatuaje de Joaquín Erreguerena, bisnieto de Juan Bautista Vairoleto.

- ¿Cómo se escribe el apellido de su abuelo finalmente? Porque sabemos que hubo un cambio a raíz de unas investigaciones...

- Durante muchos años se escribió con b alta y doble t: Bairoletto. Acaso por su ascendencia italiana. El historiador Hugo Chumbita, en su obra, lo mantiene así hasta que el historiador, investigador y escritor pampeano Néstor Rubiano revela que mi abuelo firmaba Vairoleto: con v corta y una sola t. Así lo decían algunos documentos. A raíz de eso, Chumbita modificó la forma de escribir el apellido.

Vairoleto dibujo.jpeg
Un dibujo de Vairoleto en el pedido de captura de la Policía pampeana.

Un dibujo de Vairoleto en el pedido de captura de la Policía pampeana.