Santiago Morro García se suicidó durante la mañana de este sábado en su departamento del piso 11 de calle Hipólito Yrigoyen, en Godoy Cruz, en el complejo El Bosque. Su deceso no sólo dejó dolor en quienes lo idolatran y sus compañeros. También su familia espera en Uruguay para realizar las exequias a sus restos. El jugador del Tomba estaba separado y tenía una hija pequeña a la que no veía desde hace un año a causa de la pandemia.

El goleador de 30 años extrañaba a su familia en general, pero especialmente a su hija. La pequeña estaba en Uruguay con quien había sido su pareja y las restricciones en ambos países lo alejaron de la niña. De a poco, cuentan algunos allegados, comenzaron a ser notorios algunos signos de la depresión que sufría y por la cual estaba en tratamiento psiquiátrico.

Te puede interesar...

Además el deportista había terminado una relación de pareja en Mendoza. Fue hace relativamente poco tiempo, con una mujer que trabaja en las fuerzas policiales.

En Mendoza, el Morro García vivía solo. Había recibido el alta por su caso de covid y comenzaría a entrenar el jueves, aunque se sabía que no seguiría jugando en Godoy Cruz, a pesar de tener contrato hasta el 30 de junio.

La temporada pasada -prácticamente- tampoco fue tenido en cuenta para jugar en el Tomba y su alejamiento del club era un hecho. Sin embargo, algunos emprendimientos relacionados con el rubro inmobiliario hacían que siguiera en Mendoza.

El cuerpo de Santiago García fue retirado del departamento durante la tarde de este sábado.

Retiran Cuerpo de Morro Garcia

Sus restos serán llevados a Uruguay en un vuelo charter para despedirlo en lo que será su homenaje final.