Clínicas y sanatorios

El 30% de los médicos de Mendoza está aislado por tener Covid o ser contacto estrecho

Así lo reveló Rodolfo Torres, titular de la Asociación de clínicas y sanatorios (Aclisa), quien además advirtió que las terapias ya están con "ocupación plena"

La trampa fue creer que la variante Ómicron era benigna y que no iba a presionar sobre el sistema de salud. Contra esa suposición tan extendida, Rodolfo Torres, titular de la Asociación de clínicas y sanatorios de Mendoza (Aclisa), anunció que por la cantidad de contagios las terapias de los privados están a tope y que además el 30% de los médicos ha tenido que aislarse por padecer Covid o ser contacto estrecho.

El doctor compartió esa información el viernes, en diálogo con el programa Hora Libre, de Radio Nihuil. "Tenemos un 40% de los enfermeros aislados o cursando su convalecencia por coronavirus y entre un 30 y un 35% de los médicos en la misma situación", advirtió el especialista.

Por supuesto, esas bajas generan una sobrecarga de tareas sobre el resto del personal. Más aún cuando en las clínicas privadas la ocupación de camas críticas -según el último parte- ya está en el 97,5% en la zona metropolitana. "Percibimos tensión en las guardias y es importante que la gente comprenda a los trabajadores, que están haciendo un esfuerzo gigante", observó Torres.

El profesional explicó que si bien en un principio el dato de que Ómicron mandaba al hospital a "sólo" 3 de cada 100 pacientes resultaba tranquilizador -las variantes anteriores tenían una tasa de 15 o de 20 cada 100-; el aumento sostenido de contagios hace que esa proporción pequeña de enfermos que necesitan atención se esté transformando en una cifra muy considerable que estresa a todo el sistema sanitario.

Explosión de contagios

Todos los indicadores muestran que en pocas jornadas la nueva variante hizo ascender meteóricamente la tasa de ocupación. Si bien la estadística incluye pacientes con coronavirus y otras patologías, las personas con Covid internadas en terapia intensiva pasaron en la semana del 13 al 20 de enero del 15% al 72% del total.

escalada de casos.jpg

Torres hizo su interpretación del fenómeno: "Fuimos viendo que la proporción de pacientes con coronavirus aumentaba. Hoy, siete de cada diez personas que están en terapia intensiva son pacientes Covid, y de ellos, el 80% son personas que no se aplicaron la vacuna o tienen el esquema incompleto".

Aún no se dan casos de personas que queden sin atención. "Y eso es porque desde mayo de 2020 hemos articulado una red entre el sistema público y el privado, y se va trasladando a los pacientes según la disponibilidad que haya en cada lugar", dijo el entrevistado.

Además, desde el inicio de la pandemia la capacidad de las clínicas se amplió. Torres: "En el ámbito privado, se pasó de tener 123 a 205 camas en toda la provincia; y si antes había un respirador cada dos camas, ahora hay uno para cada una. Es decir que duplicamos la capacidad operativa".

Temas relacionados: