Costó pero llegó. Finalmente desde la semana próximas las empresas mendocinas podrán inscribirse en el Régimen de Promoción de Empleo que lanzó la Nación en marzo, que se firmó en abril y que recién ahora se habilitó tras la publicación en el Boletín Oficial de la Nación. Con este beneficio, que supone rebajas en los impuestos patronales se pretenden generar 1.000 nuevos puestos laborales en la provincia.

El régimen establece una rebaja en los impuestos patronales a aquellas empresas que generen nuevos puestos de trabajo. Por tanto aquellas firmas interesadas en incorporarse al Programa Federal de Fortalecimiento de la Reactivación Productiva, recibirán estas rebajas para contratar personal entre el 1 de abril de este año y el 31 de marzo de 2022.

Para costear el régimen el Ministerio de Desarrollo Productivo desembolsará unos $225 millones en asistencia a través del FONDEP -Fondo Nacional de Desarrollo Productivo- en calidad de Aportes No Reembolsables.

Para el caso de las empresas mendocinas las inscripciones comenzarán la próxima semana según lo que confirmó el mismo gobernador en su cuenta de Twitter. Quienes estén interesados deberán ingresar a la página del Gobierno www.mendoza.gov.ar

https://twitter.com/rodysuarez/status/1409489858314358787

Esta definición de la Nación era algo que se venía esperando con ansias en Casa de Gobierno, ya que fue un largo peregrinar para conseguir el beneficio que en principio sólo alcanzaba a las 10 provincias del Norte.

Fue tras la queja del Gobierno mendocino, con una cuasi amenaza de llevar la situación a la Justicia e intervenciones de legisladores nacionales, entre ellos la senadora Anabel Fernández Sagasti, que la Nación accedió a sumar a Mendoza a ese régimen. Luego en lo formal el gobernador Rodolfo Suarez y el ministro Matías Kulfas firmaron un acta acuerdo para dar inicio al beneficio.

De hecho desde el Ministerio de Economía mendocino, ya habían enviado a la Nación una lista de empresas locales para incluir 300 actividades de distintos rubros.

Sin embargo, los mendocinos esperaban esta formalidad para poder anunciar a las empresas mendocinas que ya podían inscribirse para recibir las rebajas impositivas que supone el régimen, apurados porque pasaba el tiempo y la promoción dura hasta marzo del próximo año.

Temas relacionados: