Una situación inusual vivió en la mañana de este domingo el chofer de un ómnibus de la línea 400 en las cercanías del Hipermercado Libertad y el Hospital El Carmen, en Godoy Cruz, cuando quiso hacer descender del vehículo que manejaba a dos sujetos alcoholizados que molestaban a dos pasajeras. En ese momento, las damas que recién subían al transporte se unieron a los ebrios para golpear al infortunado conductor, que debió ser hospitalizado.

Los hechos, según los testigos, comenzaron a las 8 de la mañana, cuando las mujeres mencionadas abordaron el colectivo interno 93 de la línea 400, recorrido 461 en el Corredor del Oeste. Ellas estaban siendo apedreadas en la parada por unos sujetos, y un proyectil impactó en una ventanilla del lado del conductor, de 52 años.

Te puede interesar...

Llegando a la zona de calle Joaquín V, González, dos menores masculinos en estado de ebriedad comenzaron a molestar a las mujeres, también menores de edad, y además no habían pagado el pasaje. Por esto, en la intersección de la calle Salvador Arias (lateral norte del Híper Libertad) el chofer les pidió que se bajaran a los molestos, lo que desató su furia, y tanto ofendidas como ofensores se unieron para golpear al trabajador, usando además uno de los martillos que sirven para romper las ventanillas en caso de una salida de emergencia.

Al arribar un móvil policial lograron la detención de los cuatro agresores y pidieron además la intervención de una ambulancia para el maltrecho conductor. El móvil interno 139 del Servicio de Emergencia Coordinado (SEC) constató que el conductor sufría politraumatismos varios y se dispuso su traslado al Hospital Italiano, donde quedó internado en observación.

La causa quedó caratulada como averiguación de daños y lesiones e interviene Oficina Fiscal N° 17 de Comisaría 40°.