Diario Uno > Policiales > Tiroteo

Tiroteo en un colectivo: un policía mató a un delincuente

Fue entre Lomas de Zamora y Quilmes. Un policía de la Ciudad de Buenos Aires se tiroteó con delincuentes en un colectivo de la línea 247 y abatió a uno.

Un colectivo fue escenario de un tiroteo entre un grupo de ladrones y un efectivo de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires en el límite entre los partidos bonaerenses de Lomas de Zamora y Quilmes y terminó con uno de los delincuentes muerto y el uniformado herido.

El hecho de inseguridad se produjo en una unidad de la línea 247 durante la noche del jueves, cuando tres asaltantes que portaban armas y cuchillos abordaron el medio de transporte público para robar al chofer y a los pasajeros a la altura de la avenida Donato Álvarez y la calle 809, en San José.

Te puede interesar...

https://twitter.com/solotransito/status/1347362133605015554

En el colectivo viajaba un efectivo de la Policía de la Ciudad de Buenos Aires, quien se identificó ante los ladrones cuando intentaron sustraerle sus pertenencias.

El uniformado, que se encontraba de civil y franco de servicio, utilizó su arma reglamentaria para intentar detener a los delincuentes y así se originó el tiroteo.

Como consecuencia del intercambio de disparos, uno de los asaltantes perdió la vida y el policía terminó herido.

Los otros dos delincuentes se dieron a la fuga y eran intensamente buscados por la Policía Bonaerense.

https://twitter.com/CtralDeNoticias/status/1347369858774786050

Una vez concluido el tiroteo, el chofer del colectivo se dirigió hacia la Clínica del Niño y la Familia de San Francisco Solano, en donde se constató la muerte del ladrón y se atendió al uniformado, que se desempeña en el Grupo Operativo III de la División de Operaciones Urbanas (DOU) de la fuerza porteña.

Algunos de los pasajeros que viajaban en esa unidad de la línea 247 filmaron los momentos posteriores a la balacera y registraron la tarea de los médicos de la clínica privada tanto en la contención de la gente que viajaba en el colectivo como en la constatación del fallecimiento del delincuente.