Más de 80 estudiantes estaban en una fiesta clandestina. Desarticularon una fiesta clandestina donde estaban participando más de 80 estudiantes. El hecho sucedió en la localidad jujeña de Alto Comedero. Luego de una denuncia anónima, la Policía de San Salvador de Jujuy realizó un allanamiento y quedaron demorados casi un centenar de adolescentes.

La mayoría de los jóvenes son estudiantes de Alto Comedero y Palpalá, dos localidades cercanas a la capital jujeña.

Del hecho se tomó conocimiento a través de un llamado telefónico de personas que viven cerca del lugar en el que se desarrollaba la fiesta, que alertaron de la situación a efectivos policiales. Personal de la Unidad Regional Siete se dirigieron al domicilio en el que se desarrollaba el evento que estaba ubicado sobre calle El Quemado, constatando que había más de 80 personas que bailaban, consumían alcohol y no respetaban distanciamiento social.

Tras consultar la novedad con el Juzgado Contravencional se dispuso la demora de todos los concurrentes, tratándose de 38 varones y 46 mujeres, que de inmediato fueron trasladados a la sede regional donde se les labró el acta de infracción a cada uno, como así a la propietaria de la casa donde se llevaba a cabo el evento.

Los alumnos pertenecientes a más de 10 establecimientos educativos argumentaron estar festejando una "fiesta de colores". Posteriormente los menores presentes fueron puestos a disposición de sus padres, en tanto los mayores quedarán alojados hasta nueva disposición.

Seguir leyendo