Diario Uno Policiales Bullying
Bullying

Le pusieron un alacrán como chiste y lo terminó picando

Un niño de 8 años fue picado por un alacrán y tuvo que ser internado. Los compañeros de la escuela se lo pusieron para hacerle bullying y lo picó

Por UNO

(Editado por Pablo González) Un niño de 8 años fue picado por un alacrán y tuvo que ser internado. Los compañeros de la escuela se lo pusieron entre las ropas para hacerle bullying y lo terminó picando. El hecho sucedió en Córdoba. "El compañerito lo agarró de la panza y le dijo 'quedate quieto gordito', le abrió la remera y le puso el objeto atrás y ahí fue que sintió inmediatamente la picadura", comentó la madre del chico de 8 años que realizó la denuncia correspondiente.

ala1.gif

El niño fue dado de alta el niño el viernes después de haber sido atacado por un alacrán. La picadura fue consecuencia de un acto de bullying en una escuela de la ciudad de Córdoba.

Seguir leyendo

Te puede interesar: Se filtraron los chats de Mauro Icardi con la China Suárez

El hecho de violencia escolar salió a la luz porque el taxista que trasladó a la madre con el chico al hospital lo contó indignado a una radio: “Iba desesperada, porque al hijo de 8 años, que va a la escuela que está ubicada en avenida Castro Barros, los compañeritos le habían puesto un alacrán en la panza porque era un gordito, y el alacrán lo picó”.

Cecilia Angulo, médica del Hospital de Niños, confirmó la noticia y dijo que el niño ingresó a la Unidad de Cuidados Intermedios: "hipertenso, con muchos vómitos y dolor abdominal y lograron estabilizarlo. Durante el fin de semana evolucionó de manera positiva y por eso fue dado de alta", según informaron en el parte médico.

La mamá del chico realizó la denuncia correspondiente, presentó el informe médico y en diálogo con medios locales contó que: “no es la primera vez que pasa” en referencia a que su hijo había recibido amenazas antes.

Te puede interesar: Habló la China Suárez: "Que se arreglen entre ellos"

“El compañerito lo agarró de la panza y le dijo ‘quedate quieto gordito’, le abrió la remera y le puso el objeto atrás y ahí fue que sintió inmediatamente la picadura. Él no pudo reaccionar, se quedó paralizado y a los minutos empezó a vomitar y a descomponerse”, relató la mujer.

En un principio, las autoridades del colegio plantearon que se trató de una “broma” y que el chico “se había asustado”. “Recomiendo que por favor inculquemos la lucha contra el bullying en las escuelas porque no es la primera vez que pasa este tipo de cosas. Tratemos que esto sirva de algo”, sostuvo la madre del niño atacado.

Temas relacionados: