Horror en Tucumán

Cómo salvaron al hermanito de Rocío Milagros Rojas, la niña cruelmente asesinada en Tucumán

La corta vida de Rocío Milagros Rojas fue un calvario. Ella y su hermanito menor fueron dados en guarda a la madrina, que está acusada de asesinarla

Por UNO

(Editado por Analía Doña) Rocío Milagros Rojas, una niña de 4 años, fue reportada como desaparecida de su casa de Lules, Tucumán. Tras incansables horas de rastrillajes y allanamientos, los investigadores dieron al día siguiente con restos calcinados esparcidos por varias zonas. Por el macabro femicidio fueron detenidos su madrina, y la pareja y el yerno de ésta. La vida de Rocío y de su hermanito menor fue un calvario de principio a fin. El pequeño, con vida, fue resguardado.

A medida que se fueron conociendo detalles del femicidio de Rocío, se fueron descubriendo cómo ella y su hermanito vivían junto a su madrina, Amalia Carolina Graneros, quien había obtenido la guarda de los menores cuando fueron separados de sus padres.

Seguir leyendo

La Justicia, si bien aún no tiene datos certeros y se esperan más resultados de pericias, está convencida de que fue ella, junto a Edgardo Hernán Caro y a Mauro Ortiz quienes mataron a la pequeña Rocío Milagros Rojas y quemaron el cuerpo para esconder pruebas. Los tres están detenidos e imputados por el delito de homicidio agravado por alevosía, premeditado por el concurso de dos o más personas, criminis causa y femicidio, en calidad de coautores.

En el expediente consta que la niña "estaba sin vida en su domicilio, víctima de maltratos inhumanos, abuso y sometimiento a situaciones humillantes, que llevaron a su muerte".

rocio crimen abuso sexual.jpg
Qué pasó con el hermanito de Rocío Milagros Rojas, la niña víctima de un macabro femicidio en Tucumán

Qué pasó con el hermanito de Rocío Milagros Rojas, la niña víctima de un macabro femicidio en Tucumán

Que Granero y Caro tomaron el cuerpo de Rocío y lo llevaron en moto hasta un descampado, en el asentamiento San Ramón de La Reducción, donde primero lo diseccionaron y luego le prendieron fuego. Ese procedimiento se repitió con los restos en las cercanías del río Colorado.

Junto a Rocío vivía su hermanito de 1 año y nueve meses. El abogado de la madre de los niños, Humberto Castaldo, reveló que el menor fue "salvaguardado" y que está actualmente en la Casa Cuna de Tucumán.

Maira Rojas, madre de los niños, asegura que no padece adicción a las drogas y que le fueron quitados de su cuidado de repente y sin fundamentos.

Según la Justicia, se otorgó la guarda a la madrina porque vivían en condiciones de vulnerabilidad con sus padres.

"La señora Maira, madre de Rocío, no tenía adicción a las drogas. Eso no es real, y quiero aclararlo", aclaró el abogado. "Mi defendida estuvo internada en el hospital Padilla por un tema vesicular, no por drogas. Cuando le dieron el alta, se enteró que ya no estaban bajo su cuidado los menores", dijo.

Te puede interesar: Femicidio en Tucumán: el macabro plan para deshacerse de Rocío

La mujer estuvo internada del 25 de marzo hasta el 6 de abril. Según dice Rojas, los niños estuvieron con ella hasta el momento de la internación de urgencia. Sin embargo, en la Justicia data que Rocío Milagros Rojas vivía con su madrina desde 2019. Se investiga ahora cómo ella y su hermanito menor llegaron a manos de la quien hoy es acusada del macabro crimen y por qué no se controló su estadía junto a ella.