País Miércoles, 29 de agosto de 2018

Pescarmona se presentó en la Justicia para "colaborar"

El empresario presentó un escrito para defender a Francisco Valenti, directivo de la compañía detenido hace 25 días acusado de pertenecer a una asociación ilícita.

Enrique Pescarmona propietario de la firma que lleva su apellido, se presentó con un escrito ante la Justicia en el marco de la causa de los cuadernos de la corrupción, para "ofrecerse a colaborar" y ayudar a Francisco Valenti, directivo de la compañía detenido hace 25 días acusado de ser partícipe de la asociación ilícita que se dedicó a la recaudación de fondos ilegales.

Desde el martes, Valenti -que está acusado de ser parte de la estructura que se dedicó al "cobro de fondos ilegales"- busca ser el próximo "arrepentido" en el expediente que ya cuenta con 15 imputados colaboradores.

El director de la empresa Industrias Pescarmona, amplió ante el fiscal Carlos Stornelli su declaración indagatoria y pidió ser incluido como arrepentido. Valenti está imputado como partícipe de la asociación ilícita comandada por Cristina Kirchner. El empresario está señalado de haber realizado pagos ilegales por 2,8 millones de dólares.

Con el objetivo de firmar un acuerdo de colaboración que quedará sujeto a la homologación del juez Claudio Bonadio, Valenti volvió este miércoles a Comodoro Py y en ese contexto, Pescarmona se presentó ante la Justicia con un escrito en el que -según confirmaron a Clarín-, se "ofreció a colaborar" y "ayudar a su directivo", detenido hace más de 20 días.

Valenti, según la acusación de Stornelli, "realizó pagos por IMPSA SA habiéndose reunido con Baratta en el hotel "Feir's Park" en varias oportunidades: ocho encuentros en 2008. En 2009 le atribuyen cuatro entregas, una de ellas por 150.000 dólares y "una caja de vinos que Muñóz se lleva a Uruguay con una recaudación ". Agregan en la imputación: "En 2009 Baratta recibe 200.000 dólares".

Hubo otro retiro de fondos de similares características, también otro por 135.000 dólares. En una habitación del hotel se realizó, según el fiscal, "un pago de 700.000 dólares que Baratta recibió de Valenti". En mayo de 2015, "Lazarte retira 1.500.000 de dólares" en el mismo lugar.

Al momento de determinar la operatoria de esta causa que rastrea coimas por más de 200 millones de dólares, el juez Bonadio indicó que se montó un aparato complejo desde el Estado comandado por Néstor y Cristina Kirchner.

El objetivo fue "procurar la percepción de sumas de dinero ilegítimas, por parte de diversos particulares, muchos de ellos, empresarios contratistas de la obra pública del Estado Nacional", indicó el juez de la causa.

En este punto, los empresarios cumplieron un rol clave en la maniobra, ya que sin "sus aportes realizados en un sinnúmero de oportunidades" no se habría podio realizar la recaudación de los sobornos. A los directivos y ejecutivos se los responsabiliza por pagos, entre 2008 y 2013, por más de 35 millones de dólares.

A la fecha entre los imputados colaboradores del sector de la construcción y de energético, se encuentran: Carlos Wagner (Esuco), Aldo Roggio (Roggio), Juan Chediack (Chediack), Ángelo Calcaterra y Javier Sánchez Caballero (Ex Iecsa), Juan Carlos De Goycochea (Ex Isolux), Jorge Neyra (Electroingeniería), Armando Loson (Albanesi), Héctor Zabaleta (ex director de Techint), Claudio Glazman, Gabriel Romero (Emepa), Patricio Gerbi, (Coarco S.A), Marcela Sztenberg (Equimac S.A) y Gabriel Losi, de Losi S.A.