Diario Uno Mundo Coma
Se salvó de milagro

Estuvo dos meses en coma y despertó cuando la iban a desconectar

Una mujer de 69 años estuvo dos meses en coma despertó justo cuando le iba a quitar el respirador artificial. Padecía un cuadro grave de Covid-19

Por UNO

(Editada por Pablo González) Una mujer de 69 años estuvo dos meses en coma despertó justo cuando le iba a quitar el respirador artificial. Sin estar vacunada, padecía un cuadro grave de Covid-19. Debido a la gravedad de su estado, sus familiares hasta le habían comprado la lápida. El hecho milagroso sucedió en Estados Unidos.

se1.gif

La mujer no estaba vacunada y, según los médicos, no tenía probabilidades de sobrevivir. La familia había realizado todos los preparativos para su despedida, hasta que sucedió lo inesperado.

Te puede interesar: ANSES: de cuánto será el bono de fin de año

La familia de Bettina Lerman ya había organizado su funeral, había donado muchas de sus posesiones y cancelado su contrato de alquiler. Estaban recogiendo su ataúd y lápida a finales del mes pasado cuando una llamada telefónica de un médico del hospital les dijo que se había despertado.

Su hijo Andrew Lerman contó a la cadena WMTW que recibió una llamada del médico que le dijo que fuera al hospital de inmediato. Cuando preguntó qué pasaba, el médico le dijo: "Bueno, no pasa nada. Tu madre se despertó".

Te puede interesar: Productores del campo mendocino exigen medidas urgentes para enfrentar la mafia del cobre

Bettina no había respondido al tratamiento contra el Covid-19 durante semanas. También tenía otras afecciones, como diabetes y problemas cardíacos que la había llevado a sufrir un ataque al corazón y ser sometida a una cirugía de bypass cuádruple hace un par de años.

La mujer comenzó a mostrar síntomas del contagio de Covid-19 a principios de septiembre y le pusieron un respirador el 21 de ese mismo mes. Despertó del coma el 29 de octubre.

La madre, el hijo y el padre no estaban vacunados. Sin embargo, Andrew dice que se vacunará lo antes posible. "Tuvimos una reunión familiar con el hospital porque mi madre no despertaba. Dijeron que sus pulmones estaban completamente destruidos. Había un daño irreversible", cuenta Andrew.

Agregó que su madre es religiosa y también lo son muchos de sus amigos que estuvieron rezando por ella. "No pueden explicarlo desde el punto de vista médico", dijo. "Quizás sea del lado religioso. No soy tan religioso, pero estoy empezando a creer que hay algo que la ayudó. No sé".

"Sabe dónde está, quién es, es tan aguda como siempre. Por lo general, cuando alguien sale de un coma así, dicen que los pacientes tienen delirio y están muy confundidos. Desde el primer día, ella no ha experimentado nada de eso", dijo Lerman. "Ella es un milagro".

Temas relacionados: