Mundo
Según el comunicado, Abu Sayyaf, uno de los líderes del grupo yihadista, fue detenido junto con su esposa.

Desde la Casa Blanca aseguraron que mataron a un líder de Estado Islámico en Siria

Por UNO

La Casa Blanca informó que fuerzas especiales mataron la pasada madrugada a Abu Sayyaf, uno de los líderes del grupo yihadista y capturaron a su esposa, según afirmó el secretario de Defensa del país norteamericano, Ash Carter.Entretanto, el Estado Islámico arrebató al ejército sirio el control de amplias partes del norte de la histórica ciudad de Palmira, en el desértico centro de Siria y cuyas ruinas están incluidas en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, según informó el Observatorio Sirio de Derechos Humano (OSDH).

"Esta noche, bajo directivas del presidente (Barack Obama), las fuerzas estadounidenses basadas en Irak realizaron un operativo en el este de Siria para capturar a uno de los lideres del EI, conocido como Abu Sayyaf y a su esposa, Umm Sayyaf", anunció hoy la portavoz del Consejo de Seguridad Nacional (NSC) estadounidense, Bernadette Meehan.

Sayyaf estaba implicado en las operaciones militares del EI y, además, dirigía el comercio ilegal de petróleo y gas, así como las operaciones financieras del grupo yihadista, precisó, por su parte, el secretario de Defensa de Estados Unidos, Ash Carter, citado por la agencia EFE.

La mujer del yihadista muerto se encuentra detenida en una prisión estadounidense en Irak, porque "sospechamos que sea cómplice de su marido y tenga un rol importante dentro del EI", expresó la vocera.

"Durante la operación, Abou Sayyaf fue muerto en un tiroteo con las fuerzas estadounidenses. La operación permitió liberar a una joven mujer yazidí, que habría sido utilizada como esclava de la pareja", agregó la portavoz.

Según la cadena CNN hubo combates "cuerpo a cuerpo" entre yihadistas y las fuerzas especiales estadounidenses.

Una docena de combatientes del EI murieron durante el asalto de las fuerzas especiales. Las fuerzas estadounidenses no sufrieron bajas en el ataque, según los voceros, pero se desconoce cuántas personas participaron o las unidades que fueron desplegadas para esta misión.

El operativo tuvo lugar en la localidad de Al Omar, donde se encuentra uno de los campos petroleros más grandes de Siria, actualmente bajo el control del EI.

Los miembros de la unidad de élite de las fuerzas estadounidenses Delta accedieron al campo en helicópteros Black Hawk, detalló la Casa Blanca.

En tanto que en el centro del país, el asedio yihadista de los últimos días a la histórica Palmira le permitió arrebatar amplias partes del norte de la ciudad.

La OSDH, una ONG con sede en Londres y cercana a los rebeldes sirios, señaló que, al menos, 29 miembros del EI murieron y 47 efectivos del ejercito sirio fallecieron o resultaron heridos en los combates que tienen lugar en las inmediaciones de la ciudadela de Fajr Edin, así como en las cercanías de yacimiento de gas de Al Hil.

Los yihadistas lograron avanzar en Palmira gracias a que hoy intensificaron su ofensiva y recibieron refuerzos de combatientes en ese área.

Por su parte, la agencia de noticias oficial siria, Sana, que citó una fuente militar, indicó que las fuerzas armadas redoblaron sus operaciones para defender Palmira y otras áreas del este de la provincia central de Homs.

La fuente destacó que la aviación militar tuvo como blanco a "los terroristas del EI" en Al Hil, y en los yacimientos petroleros de Ark y Yazl, donde mató a decenas de sus oponentes.

Los combates se registran en zonas en el noreste de la urbe moderna de Palmira, en cuya periferia oeste se ubican los restos arqueológicos, da cuenta la agencia EFE.

En la Antigüedad, Palmira, ubicada en un oasis, se convirtió en el siglo I a. C. en punto de encuentro de las caravanas en la Ruta de la Seda.

Antes del inicio del conflicto en Siria en marzo de 2011, sus ruinas, con sus teatros y templos, fueron uno de los principales centros turísticos del país árabe.

Esta localidad es uno de los seis sitios sirios inscritos en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco, junto a los cascos viejos de Alepo, Damasco y Busra; el de Kerak de los Caballeros y las aldeas antiguas del norte. Todos amenazados por la situación actual en Siria.

Por otra parte, en el norte del país al menos 19 integrantes del EI perecieron hoy por bombardeos contra sus posiciones en el campo petrolero de Al Omr.

Se desconoce si estos ataques aéreos fueron llevados a cabo por la coalición internacional, liderada por Estados Unidos, o por el régimen sirio.

Asimismo, otras 48 personas, entre ellas 11 menores, murieron hoy en la provincia de Idleb, en el noroeste de Siria a pocos kilómetros de la frontera con Turquía, por bombardeos de la aviación siria, según el OSDH.

Fuente: NA

Dejá tu comentario