Mendoza Miércoles, 14 de diciembre de 2016

Preocupación por el futuro del hogar que dirigía el padre Yáñez en Monte Comán

Los colaboradores que quedan en el lugar, que no quisieron hablar de las denuncias de abusos, destacaron el aporte social y económico que realizaba el sacerdote en el lugar.

El padre Fernando Yáñez es un ícono en la comunidad de Monte Comán (San Rafael), donde tiene adeptos a su obra, y otros que lo critican por sus métodos y prefieren que se vaya del distrito.

A partir de los audios que lo comprometen en la Justicia por casos de abusos sexuales contra menores e internados en el hogar San Luis Gonzaga, que él mismo edificó y creó junto con varios colaboradores, su presencia en el distrito sigue siendo materia de discusión entre los que lo aprecian y lo rechazan, a pesar de las pruebas en su contra.

Una visita al hogar que funciona a unas cuatro cuadras del centro de la localidad mostró la devoción que tienen los que aún trabajan en ese lugar y los internos que se acercaron por su propia decisión.

Si bien no quisieron hablar de los casos de abuso y de la decisión del obispo Eduardo María Taussig, de pedirle al Vaticano su expulsión de la Iglesia, los ex operadores que hace 13 años que trabajan con él admitieron que su obra al frente del hogar permitió el recupero de muchos chicos que pudieron terminar sus estudios y aprendieron un oficio.

Estos colaboradores -al menos tres de ellos- dijeron: "El audio fue armado para extorsionar al padre y que nunca vieron casos de abuso en el interior del hogar".

Admitieron que el salario que perciben lo paga el padre Yáñez y que será la Justicia la que determine su culpabilidad o su inocencia.

Oscar, un colaborador, dijo: "Es una lástima que por problemas políticos se pueda perder todo lo que el cura construyó durante años" y agregó: "La obra empezó a caer cuando la DINAF se hizo cargo del establecimiento".

"En el pasado se ha contenido no menos de 80 menores con problemas de adicciones y familias disgregadas", mencionó y agregó: "Ahora solo quedan 7 y un menor que fue retirado la semana pasada por las autoridades de la DINAF".

Tanto los internos como los empleados del sacerdote sostuvieron: "Con este inconveniente judicial que atraviesa Yáñez será muy difícil que le vuelvan a otorgar la custodia de menores".

En el centro de la localidad del Sur de Mendoza, muchos opinaron fuera de micrófono sobre todo quienes están en contra del sacerdote. Una mujer dijo: "Tengo chicos y no me gusta que en este lugar funcione un hogar con adolescentes que tienen antecedentes por delito. Donde funciona el hogar no tiene seguridad y en varias ocasiones muchos de los internos se han fugado".

En ese sentido, Diego, uno de los operadores, así se hacen llamar los coordinadores que trabajan en el hogar, admitió: "Hubo fugas, pero cuando esto ocurrió nosotros salimos a buscarlos y los recuperamos".

Lo cierto es que los que están a favor de la obra de Yáñez no tienen miedo en hablar, salvo que se les pregunte sobre los casos de abusos. Muchos lo consideran un segundo papá y otros necesitan el sueldo para seguir viviendo.

Los casos más llamativos se dan en el hogar de ancianos que el sacerdote fundó y en el que trabajan varios ex internos. Son 13 familias las que viven del salario que paga el cura.

Los que están en contra, en cambio no se animan a hablar con el periodismo, por lo bajo consideran: "Los métodos del padre no son buenos para los chicos y que un hogar de semejantes características atenta contra la seguridad del distrito".

Por el San Luis Gonzaga pasaron conocidos delincuentes de Mendoza como El Pañalín, que ahora está preso por homicidio o el Cara cortada, que fue miembro de la banda de la Yaqui. Todos convivieron con el padre Yáñez y según sus colaboradores "tuvieron algunos problemitas en la convivencia, pero se fueron adaptando a las reglas que imponía Yáñez".

El miedo a perder el sustento es quizás el mayor temor que existe en ambos hogares. También hay otros temores, sobre todo, entre los adultos que siguen internados y que no tienen familia, salvo uno de ellos que es visitado casi todos los fines de semana.

Más noticias