Espectaculos Lunes, 3 de diciembre de 2018

Una serie con varios finales

La ficción Elige es una puesta interactiva en la que el usuario va decidiendo qué quiere que haga el protagonista

Elige, serie web interactiva que permite al espectador tomar en lugar de los personajes las decisiones claves para el avance de la trama, ya está completa en el canal de YouTube de la productora Aeroplano desde la semana pasada.

Dirigida por Nicolás Parodi y escrita por Marcos Osorio Vidal, los ocho episodios de Elige siguen a un grupo de amigos en su aventura de conseguir, siempre que las decisiones del público sean acertadas, un romance de fin de semana.

Protagonizada por actores jóvenes ya experimentados en el género de serie web, como Gastón Cocchiarale o Martín Garabal entre otros, Elige sigue el ejemplo de otras ficciones similares producidas en Europa o de algunas series de animación infantiles con las que experimentó Netflix.

Sebastián Aloi, fundador y director de la productora de cine Aeroplano, que este año estrenó el largometraje Re Loca con Natalia Oreiro, conversó con Télam acerca de cómo surgió la idea de la serie web interactiva y del escenario argentino del formato.

-¿Qué es "Elige"?

-Es una serie interactiva en la que el espectador va eligiendo qué decisiones toma al final de cada episodio. Un poco como "Elige tu propia aventura", que si elegías mal te caías al pozo de cocodrilos, si tomás las decisiones correctas llegás al final de la historia, que es conseguir un amor de fin de semana.

-El formato interactivo es poco convencional. ¿Lo imaginan para cualquiera?

-El público natural es el más joven, más "clickero", que está acostumbrado a navegar, que el hecho de tocar un link para seguir la historia le sea orgánico.

-Además del valor interactivo, para enganchar, la historia tiene que entretener...

-Los personajes están desarrollados como cualquier ficción, sus características, sus vínculos entre sí. Lo nuevo es que cuando escribís una ficción siempre descartás finales y en este caso tenés la libertad de usar las diferentes ideas, todas quedan en la historia.

-¿Cómo se trabajó con el elenco?

-Ellos tenían el guión, que incluía las alternativas y era divertido para ellos. Tenían preparados los personajes en los diferentes finales. Lo diferente para ellos es cuando el personaje mira a cámara, como que rompe la cuarta pared y le da a entender al espectador "¿qué hacemos?".

-¿Qué dificultades técnicas tiene una serie de este tipo?

-Para tener el control de la opción interactiva es necesario subir todo al mismo tiempo, armar un sistema de links para elegir al final de cada episodio un resultado u otro. Entonces o hacés una plataforma específica para eso, que cuesta mucho dinero, o usás YouTube, que ya está pensado de esa forma.

-¿Cómo ves el escenario de la serie web en Argentina?

-A mí como productor me interesa como un espacio para probar ideas, probar talentos. Antes teníamos la posibilidad de producir un corto o un largometraje sencillo, y ahora hay un espacio más para trabajar con un director o con un guionista por primera vez, comprobar su talento y aprender.

-¿Lo ves más como un primer paso para otros proyectos más que como un género con un valor diferencial?

-Lo veo como un formato diferente, pero muy difícil de monetizar y eso lo limita. Sin lugar a dudas es un formato con un lenguaje propio, asociado al de las ficciones de la televisión. Es interesante que el INCAA lo esté impulsando, porque aunque es territorio medio de experimentación es una manera de que la industria trabaje ideas, labure guiones, genere espacios para nuevos actores, nuevos directores, nuevos guionistas.

Más noticias