Diario Uno > Aconcagua

Récord: un niño de 10 años hizo cumbre en el cerro Aconcagua

El estadounidense Matthew Moniz pisó la cima el 16 de diciembre pasado y se convirtió así en el andinista más pequeño de la historia del Centinela de Piedra. Antes lo había hecho un chico de 11

La temporada del cerro Aconcagua ya cumplió un mes y medio desde su apertura. Durante ese tiempo pasaron miles de andinistas mendocinos y extranjeros que dejaron sus vivencias gravadas en los recorridos de ascenso a la cima más alta de América (6.962 metros). Entre sus anécdotas, se destaca la travesía de un niño estadounidense que con apenas 10 años logró hacer cumbre y marcó así un nuevo récord histórico al superar a otro chico de 11 años, también de ese país, que subió en enero de 2008.

Como su coterráneo, los padres de Matthew Moniz, oriundo de Colorado, debieron realizar un trámite especial ante la Justicia de Familia de Mendoza para poder concretar su proeza en el Centinela de Piedra.

Te puede interesar...

En ese escrito asumieron toda responsabilidad frente a cualquier consecuencia de la aventura. Es que existe una normativa de la Dirección de Recursos Naturales Renovables que “no aconseja la práctica de montañismo a menores de 14 años” por razones de seguridad física.

Precisamente, esta situación generó cierto malestar en el parque por los riesgos que implica un ascenso de estas características, más allá de la excelente preparación que tenía este pequeño andinista.

WhatsApp Image 2020-09-04 at 11.00.21.jpeg

El temor es que ambos antecedentes se conviertan en un imán para personas con altos recursos –como sucedió en estos dos casos– ansiosas de que sus hijos puedan alcanzar las “seven summits”, el circuito para escalar los siete picos más altos de los cinco continentes.

Sin embargo, Matthew, quien también estuvo a más de 5.000 metros en el Campo Base del Everest, no tiene en mente ese objetivo a pesar de que ya pasó por varias de esas famosas montañas, como El Elbrus (5.642 metros, Europa) y El Kilimanjaro (5.895 metros, África), al igual que su hermana melliza, quien esta vez no lo acompañó en su expedición por la Cordillera de los Andes.

Sí lo hizo su padre Mike y un amigo de éste, además de un guía de Estados Unidos que reside en Mendoza. Todos rescataron el buen servicio de los médicos y guardaparques en Plaza de Mulas (4.300m), donde incluso trajeron equipos especiales de asistencia para tener por precaución.

El grupo alcanzó su meta el 16 de diciembre en una jornada espectacular. Casi como un regalo anticipado de Navidad, subieron a la cima con un cielo celeste prácticamente despejado y pudieron llevarse el mejor recuerdo de su paso por el Aconcagua.

http://edimpresa.diariouno.com.ar/2009/01/04/nota202048.html

Una preparación impecable

A pesar de su corta edad, Matthew fue quien tomó la decisión de viajar a Mendoza para conocer el Coloso de América, al margen del consentimiento de sus progenitores. Por lo menos así lo aseguró el abogado mendocino Arturo Erice, quien estuvo a cargo de las gestiones legales para que pudiera ingresar al parque.

El letrado opinó que este tipo de autorizaciones deben otorgarse “en situaciones muy excepcionales. En esta oportunidad estuvimos trabajando cinco meses, analizando los estudios médicos y los antecedentes del chico. No fue algo al azar. El quería subir y tenía las condiciones para hacerlo. Su respuesta a la aclimatación son la mejor muestra”.

A su regreso, en la laguna de Horcones, Matthew recibió una grata sorpresa. Después de tanto esfuerzo y cansancio, su mamá había viajado para felicitarlo junto con sus abuelos maternos. Un abrazo que selló otra historia más del Aconcagua.

El Aconcagua en números

  • 2.267 personas entraron al parque hasta el 31 de diciembre: 281 para hacer una caminata por el día, 454 para trekking corto, 141 para trekking largo y 1.391 compraron un permiso para ganar la cumbre.
  • 83 evacuados hubo en un mes y medio, casi dos por día, debido a problemas físicos relacionados con la altura y el frío: congelamiento, edema pulmonar, tendinitis y bronquitis.
  • 5.800 visitantes ingresaron hasta la laguna de Horcones, el mirador del cerro Aconcagua.
  • Hasta el último día del año 2008, 2.267 personas compraron un permiso para ingresar al Parque Provincial Aconcagua. Pero sólo 1.391 lo hicieron en búsqueda de la cumbre.