Cholunotas Viernes, 12 de febrero de 2016

Nico Cabré fue a promocionar El Quilombero y se armó

El actor fue a El diario de Mariana para promocionar su obra. Un periodista se mantuvo callado durante toda la nota. Hasta que le pidieron que pregunte algo. Y fue muy directo.

Nicolás Cabré fue de invitado a El Diario del Mariana para promocionar la comedia El Quilombero.

La nota duró casi una hora, y tanto la conductora como los panelistas hicieron muchísimas preguntas, que el actor contestó con tranquilidad... pero si iba a promocionar una obra con ese nombre, no iba a terminar bien, estaba más que claro.

Ángel de Brito, en cambio, co-conductor del programa, no abrió la boca por un rato largo. Hasta que lo hizo sobre el final, cuando Fabbiani le ofreció que lo hiciera. ¡Y se armó un fuerte ida y vuelta!

Ante el pedido, el periodista lanzó: "¿Qué pasa cuando escuchás que tus compañeros hablan mal de vos?", apelando a la mala fama del actor.

Y Cabré, notablemente incómodo, contestó: "No creo que le tenga que caer bien a todo el mundo. A mí no todo el mundo me cae bien. Hay una cosa entre los actores que supuestamente se aman entre todos y son todos geniales, y que somos todos muy solidarios y amamos lo que hacemos. Esto es un trabajo, voy a trabajar y no pretendo hacer amigos. De hecho, no tengo amigos de la profesión", detalló Clarín.

De Brito insistió con su pregunta. Pero Cabré tomó otra postura. Con mucha calma, el actor siguió: "Me parece lógico que haya gente a la que no le caigo de la mejor manera, o que no se siente comoda con mi manera de trabajar".

Y sostuvo sentirse traicionado cuando los conflictos internos de las telenovelas en las que participó se filtran en los medios. "Cuando yo hago algo en un estudio. Y a los 3 segundos, llego al camarín y ya salió en los portales. ¿Eso no es traición? Ustedes (por los periodistas) no lo toman como traición".

Hacia el final, el actor aclaró: "Las peleas son cosas del momento. No tengo grandes problemas con nadie. Soy sincero. Creo que se confunden las cosas, en este afan de tener que decir algo. Se hace todo muy vedettonga , dura muy poco. Seguro los que hablan mal, después me cruzan y me dan un abrazo".

Más noticias