Técnicas para cultivar

Un billete refleja la promesa para el mundo

El desarrollo pacífico es una característica destacada del camino chino hacia la modernización

El compromiso de China con el desarrollo pacífico y la prosperidad común en el mundo puede ilustrarse con un nuevo billete de Madagascar en el que se representa el arroz híbrido chino, según la ministra adjunta de Relaciones Exteriores de China, Hua Chunying.

El billete muestra al difunto científico agrícola chino Yuan Longping y su equipo, quienes trabajaron durante más de 10 años cultivando varios arroces híbridos de alto rendimiento adecuados para las condiciones climáticas y del suelo de Madagascar.

Los científicos también enseñaron a la población local técnicas para cultivar arroz de alto rendimiento.

“Ahora Madagascar es el país con la mayor superficie de arroz híbrido y la mayor producción de África”, afirmó Hua. “Y también es el primer país africano en desarrollar con éxito una cadena industrial de arroz híbrido”.

“Creemos que una China mejor contribuye al mundo, y a China le va bien cuando al mundo le va bien. En vez de ponerse a sí misma en primer lugar y buscar la supremacía, China cree en la coexistencia armoniosa y la colaboración que beneficia a todos”, indicó.

El desarrollo pacífico se destaca como una de las cinco características principales del “camino chino hacia la modernización”, una visión holística destacada en el XX Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh) celebrado en Beijing en octubre.

En el congreso, Xi Jinping, secretario general del Comité Central del PCCh, presentó un informe en el que señaló: “En la búsqueda de la modernización, China no sigue el antiguo camino de la guerra, la colonización y el saqueo tomado por algunos países”.

“Dedicados a la paz, el desarrollo, la cooperación y el beneficio mutuo, nos esforzaremos por salvaguardar la paz y el desarrollo mundiales mientras procuraremos nuestro propio desarrollo, mediante el cual haremos mayores contribuciones”.

Chen Xulong, profesor de diplomacia multilateral y estudios de reforma de las Naciones Unidas de la Facultad de Relaciones Internacionales de la Universidad de Economía y Negocios Internacionales en Beijing, dijo que el camino chino hacia la modernización es “un concepto innovador y abarcador” que incluye y presenta ideas originales y la creencia en la diplomacia, y es de gran importancia en relación con la forma en que China ejerce su diplomacia e innova con ella.

“A lo largo del informe presentado en el congreso hay palabras clave como ‘paz’, indicando también que China nunca buscará la hegemonía, lo que expresa la firme creencia y el gran compromiso del país para promover la paz mundial y el desarrollo común”, señaló Chen.

China es el mayor contribuyente de tropas a las operaciones de mantenimiento de la paz entre los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU y el segundo mayor contribuyente financiero a las misiones de mantenimiento de la paz de la ONU.

Dirigiéndose a los diplomáticos extranjeros con sede en Beijing el mes pasado, el viceministro de Relaciones Exteriores de China, Xie Feng, indicó que China es el único país que se ha comprometido a “mantenerse en un camino de desarrollo pacífico” en su Constitución.

China se adhiere a la resolución de disputas a través del diálogo y la negociación, sigue una política defensiva de defensa nacional y su desarrollo “fortalece las fuerzas mundiales para la paz”, sostuvo.

Wang Fan, presidente de la Universidad de Asuntos Exteriores de China en Beijing, señaló que cuando Xi dijo que el país “se mantendrá firme en el lado correcto de la historia y en el lado del progreso de la civilización humana”, está claro que China ayudará a que el orden mundial sea más justo y razonable, e inyectará más certezas y dinamismo en un mundo incierto.

En el informe que Xi presentó en el congreso, China reafirma su compromiso de construir una comunidad con un futuro compartido para la humanidad. “Solo cuando todos los países persigan la causa del bien común, convivan en armonía y cooperen por una ganancia compartida, habrá prosperidad sostenida y seguridad garantizada”, afirmó.

Desde que Xi propuso por primera vez el concepto de construir una comunidad con un futuro compartido para la humanidad en 2013, la histórica Iniciativa de la Franja y la Ruta se ha convertido en un buque insignia para cumplir con esta visión, señalaron funcionarios y expertos.

Para junio de este año, el valor total del comercio de productos básicos entre China y los países involucrados en la Franja y la Ruta era de aproximadamente U$S12 billones. Durante los últimos nueve años, China ha firmado documentos de colaboración relacionados con la iniciativa con más de 140 países y más de 30 organizaciones internacionales, señaló Sun Yeli, portavoz del XX Congreso Nacional del PCCh.

La iniciativa “se ha convertido en un bien público internacional popular y una plataforma importante para impulsar la construcción de una comunidad con un futuro compartido para la humanidad”, señaló a los periodistas en octubre.

Xi indicó en su informe que China está dispuesta a trabajar con el mundo para implementar la Iniciativa para el Desarrollo Global (GDI, por sus siglas en inglés) y la Iniciativa para la Seguridad Global.

Yuan Zheng, subdirector del Instituto de Estudios Estadounidenses de la Academia de Ciencias Sociales de China, sostuvo que Xi anunció una serie de medidas detalladas para seguir implementando la GDI al presidir el Diálogo de Alto Nivel sobre el Desarrollo Global el 24 de junio.

“El tiempo será testigo de que China superará la resistencia y los desafíos para avanzar en la construcción de la Franja y la Ruta y la implementación de la Iniciativa para el Desarrollo Global, y veremos un impulso aún más fuerte en la construcción de una comunidad con un futuro compartido para la humanidad”, sostuvo Yuan.

Temas relacionados: