Turismo a caballo

El sector ecuestre se prepara para crecer

En China el turismo cultural y las actividades de ocio a caballo generan más de 9.400 millones de dólares al año

La industria ecuestre china se prepara para un desarrollo histórico, con una prosperidad creciente lista para sacar provecho del abundante patrimonio cultural, explotando también los eventos deportivos internacionales y el turismo nacional, según las últimas tendencias y el análisis de la industria.

Más de 1,19 millones de personas se registraron en 2.000 clubes ecuestres en todo el país en 2019, un aumento de más del 20 % en solo dos años, según cifras de un informe inicial sobre la industria de la cría de caballos de China.

De aproximadamente 3,67 millones de caballos en dos tercios del país, más de 100.000 también se utilizan para el turismo y las actividades de ocio, con 30 millones de experiencias de jinetes cada año que ayudan a generar más de 60.000 millones de yuanes (U$S9.400 millones) en el valor de producción del turismo cultural a caballo, según el informe.

El documento de 295 páginas, presentado por el Centro de Desarrollo de Arte del Ministerio de Cultura y Turismo de China, rastreó y analizó el desarrollo ecuestre en el país, basándose en milenios de interacción entre humanos y caballos. Los temas cubiertos incluyen la gestión de la industria y la inversión, la cría, las tendencias del turismo, la educación, la formación profesional, así como sus aspectos históricos, étnicos y sociales.

Más allá de los deportes ecuestres básicos y las iniciativas de clubes para los consumidores urbanos, las actividades y los eventos folclóricos, culturales, artísticos y artesanales relacionados con los caballos constituyeron una parte importante del sector, mostró el informe.

La cultura ecuestre china ofrece una “propiedad intelectual fenomenal” que explota un tesoro del patrimonio del país y puede aplicarse adecuadamente a sectores nacionales y extranjeros para un crecimiento innovador y estable, señaló Kong Rong, subdirectora del Centro de Desarrollo de Arte y coeditora del informe.

Wu Gangfang, director del Instituto de Cultura, Deportes y Turismo de Caballos de China, dependiente del Centro de Desarrollo de Arte y otro coeditor del informe, señaló que la experiencia ecuestre china abarca una combinación ejemplar de desarrollo humano en armonía con el entorno natural, reflejando plenamente la forma de vida de las personas.

“Ahora podemos ofrecer de manera integral las cifras, los detalles del sector, su valor, las partes interesadas, las oportunidades de cooperación global y local y el crecimiento conforme a la confianza cultural de nuestra tradición ecuestre”, sostuvo.

En la Región Autónoma Uygur de Xinjiang, al noroeste de China, un área que cuenta con abundantes recursos ecuestres, los esfuerzos se orientan hacia un enfoque de desarrollo integral, que abarca la cría de caballos, la organización de las principales competencias y la mejora de las capacidades locales del turismo sostenible.

Las autoridades regionales planean atraer a más de 30.000 personas para que se unan a clubes de equitación durante la próxima década, y los organizadores de competencias ecuestres esperan albergar hasta dos eventos internacionales y seis a nivel nacional al año durante los próximos tres años, así como más de 30 eventos locales de carreras de caballos por año.

“Nuestra comunidad valora mucho nuestra industria equina y nuestro patrimonio, y esperamos un crecimiento considerable en los próximos años”, señaló Muratbek Tuliugey, que dirige la oficina de la industria equina en el área de Altay de la prefectura autónoma kazaja de Ili en el norte de Xinjiang.

El creciente interés e inversión ecuestre de China también atrajo la participación y presencia extranjera en la industria.

En 2017, el número total de caballos que compraron los clubes de equitación chinos superó los 20.400, y los caballos importados representaron más del 63 % de ellos, según el informe. La experiencia ecuestre extranjera también ha ido creciendo constantemente, con un registro anual de más de 300 especialistas, incluidos instructores de clubes de equitación y cuidadores de caballos, sostuvo.

Temas relacionados: