Tecnologia Lunes, 13 de agosto de 2018

Cómo rastrear un celular en caso de robo

En el país se roban 169 celulares por hora.Tener la ubicación activada puede facilitar la localización del dispositivo.

Seguramente conocés a alguien a quien le hayan robado el celular o inclusive vos hayas sido víctima de este tipo de delito. Datos de este año, indican que en el país se roban 169 celulares por hora según un estudio de la Cámara de Agentes de Telecomunicaciones Móviles de Argentina. Sólo un porcentaje de ellos son recuperados por sus dueños auténticos y en algunos casos es gracias a la geolocalización de los dispositivos móviles.

Si extraviamos el smartphone (o la tablet), ya sea por robo, hurto o simplemente pérdida, existen herramientas tecnológicas que pueden ayudar a recuperarlos. O, por lo menos, borrar toda la información personal que había en él, sin necesidad de tener el dispositivo en mano.

Sin embargo, para poder utilizar estas herramientas hay que ser precavido antes de que suceda y tener en cuenta una serie de pasos a realizar.

Antes de extraviar el celular

Como primer paso es muy importante tener sincronizado el dispositivo, si es iPhone con iCloud o una cuenta de Gmail en caso de Android. Así te asegurás de tener una copia en la nube de los contactos, fotos y videos que estén en el celular, de modo que cuando ingreses desde una computadora u otro dispositivo puedas recuperar toda esa información.

Además, es de gran ayuda utilizar algún sistema de bloqueo de pantalla como puede ser un código numérico, huella digital, patrón, reconocimiento de iris o facial.

Y por último, y no menos importante, tener la ubicación activada. Esto puede ser un arma de doble filo, debido a que le da permiso a la geolocalización a registrar tus movimientos a diario. A pesar de esto, puede ser muy útil a la hora de rastrear el dispositivo y abrirle una puerta a la posibilidad de recuperarlo.

Después de extraviar el celular

Lo primero que tenés que hacer luego de perder el dispositivo en intentar rastrearlo, inclusive antes de realizar la denuncia con la policía y con la compañía telefónica que provea servicio.

Lo bueno de las aplicaciones para encontrar un dispositivo perdido es que no sólo pueden rastrearlo y ubicarlo en un mapa, sino que también pueden bloquear su uso o, inclusive, borrar todo el contenido temporalmente. De esta forma podemos proteger nuestra información como la lista de contactos, fotos, videos, emails o lo que puede ser aún más importante, información de nuestras cuentas bancarias, en el caso de que utilizamos el home banking desde el aparato.

Android

Para rastrear el equipo hay que escribir en el buscador de Google "¿Dónde está mi celular?" y en caso de que tengas tu cuenta de Gmail abierta, automáticamente se mostrará un mapa con la ubicación del equipo. Si no, deberás ingresar a "Encontrar mi dispositivo" desde el navegador con el mail y contraseña que tenías sincronizado en el celular. Cabe aclarar que, si el celular está apagado, no podrá ser rastreado en tiempo real, sino que mostrará la ubicación de la última sincronización. Todo dependerá de los conocimientos tecnológicos de los delincuentes; en algunos casos, el celular permanece prendido hasta llegar al domicilio de los malvivientes dando la posibilidad de generar la denuncia.

En esa misma aplicación hay otras tres alternativas:

1- Reproducir sonido: Para que el equipo suene durante cinco minutos aún cuando esté en silencio.

2- Bloquear: Para que no se tenga acceso al equipo y dejar un mensaje en la pantalla principal, que puede ser útil para proveer otro número de teléfono donde puedan comunicarse para devolverlo, en caso de haberlo perdido, o de negociar una devolución con los ladrones.

3- Borrar: Sirve para eliminar por completo todo el contenido del teléfono. ¡Pero ojo! En caso de elegir esta alternativa el equipo ya no podrá ser ubicado.

4- Cronología de Maps: Esto permite ver las rutas de camino que hemos hechos según el día. Si quien tiene nuestro teléfono no ha sido precavido y no ha desactivado nuestra ubicación, Google puede mostrarnos la ruta que ha hecho la persona hasta su lugar de destino.

Samsung

Los dispositivos marca Samsung además de poder ser rastreados a través de Google, cuentan con una herramienta especial que se llama "Localizar móvil". Para que funcione, es necesario que se encuentre habilitada una cuenta de Samsung en el equipo extraviado.

Una vez que ingresamos a "Localizar móvil" y que conectamos la cuenta, debemos seleccionar "Localizar mi equipo". Al igual que Google, además del rastreo permite bloquear el celular, eliminar los datos y hacerlo sonar.

iPhone

La marca de la manzana permite dos posibilidades: rastrear el dispositivo desde otro dispositivo marca Apple a través de la app "Buscar mi iPhone" o hacerlo desde en un navegador web ingresando a iCloud.

En caso de que lo hagamos desde la página web de iCloud, debemos ir al pie la página y hacer click en "Buscar mi iPhone". Una vez allí ir hasta "Todos los dispositivos" y elegir el que se quiere ubicar en caso de tener varios.

Se verán tres opciones:

1- Reproducir sonido: Cumple la misma función que Google y Samsung

2- Borrar iPhone: Se eliminarán todos los datos, tal como se hace en Android. Una vez activada esta opción, el equipo ya no podrá ser localizado.

3- Modo perdido: Esta alternativa permite bloquear el dispositivo y ver su ubicación.

Si logro rastrear la ubicación exacta del dispositivo

En caso de que hayas tenido en cuenta los pasos anteriores y hayas podido rastrear con éxito tu dispositivo perdido o robado, nos encontramos ante dos posibilidades.

1- Una opción viable pero arriesgada, es intentar una conciliación con la persona que se encuentre en el domicilio donde indica el rastreador que se ubica el dispositivo. No se recomienda hacerlo por cuenta propia, lo ideal es ir a acompañado por un oficial de la policía.

"Se puede intentar hacer una conciliación con los presuntos delincuentes. Va un policía hasta el domicilio que indica la ubicación que se encuentra el dispositivo móvil, y se le plantea la situación", explicó a Diario UNO el comisario inspector, Sergio Quiroz, jefe distrital de Luján y Maipú. "Se le explica que se ha extraviado un celular y que la aplicación arroja que se encuentra en esa domicilio, que la víctima no quiere hacer la denuncia pero que si ve que no lo puede recuperar, hará la denuncia y la policía va a tener que quedarse en el domicilio hasta que un juez libere una orden de allanamiento", agregó.

2- La otra opción es hacer la denuncia. Cuando el robo no se ha sido directamente a la persona, no hay nadie lesionado o no hay testigos del robo, la policía pide que la denuncia se haga online. Sin embargo, cuando se logra ubicar un dispositivo, debemos acercarnos a la fiscalía correspondiente al lugar del hecho y hacer una denuncia presencial para poder aportar capturas de pantalla de los datos que nos da el rastreador y adjuntarlas al expediente de la denuncia. De esta forma, el fiscal puede pedir la orden de un juez para hacer un allanamiento en el domicilio.

Si NO logro rastrear la ubicación exacta del dispositivo

En este caso las posibilidades de recuperar el celular son mucho más bajas. De todas formas, se recomienda hacer la denuncia frente a la policía aunque sea de forma online. Además, debemos hacer la denuncia con la empresa proveedora del servicio de telefonía para que bloquee la línea (SIM) y el equipo (IMEI).

Así el celular ya no podrá usarse para hacer llamados, enviar mensajes ni utilizar los datos móviles para conectarse a la red. Por esto último es que se recomienda intentar rastrearlo antes de darlo de baja, si no está conectado a una red no podrá localizarse, a no ser que se conecte a un WiFi, que en caso de tener algún sistema de bloqueo de pantalla, será imposible.

Una vez denuncia con la compañía de telefonía móvil, el dispositivo entrará inmediatamente en una lista negra y ya no podrá ser reactivado dentro del país. Esta posibilidad de bloquear e inutilizar el teléfono surge a raíz de la implementación de un sistema que les permite a todas las telefónicas del país compartir información sobre dispositivos robados.

De hecho, antes de comprar un equipo usado, se recomienda ingresar al sitio del Enacom, e ingresar en el buscador el número de IMEI, que se obtiene marcando *#06# desde el móvil. Así, se podrá saber si se trata de un teléfono robado, bloqueado o apto para su uso legal.