Diario Uno > Sociedad > arroyo Los Pozos

Terminaron las obras de control de erosión en el puente Arroyo Los Pozos, sobre la Ruta 40

La Dirección de Hidráulica completó la obra estructural que se planificó sobre el arroyo Los Pozos. Los trabajos duraron casi un año

Después de varios meses, la Dirección de Hidráulica completó la obra estructural que se planificó sobre el arroyo Los Pozos, tarea indispensable para evitar los inconvenientes que se producen durante las crecidas estivales por las fuertes tormentas. Su importancia muchas veces no toma la dimensión que realmente tiene una obra de esta magnitud.

Los trabajos se efectuaron en conjunto con Vialidad Nacional y tuvieron como principal objetivo el control de erosión de cauces y la protección de las márgenes para preservar la estructura del puente en el sector del cruce con la Ruta 40.

Te puede interesar...

Este martes recorrieron el lugar el ministro de Planificación e Infraestructura Pública, Mario Isgro; el titular de la delegación Mendoza de la Dirección Nacional de Vialidad, Guillermo Amstutz; el subsecretario de Planificación y Seguimiento, Mauricio Garay; y la directora de Hidráulica, Yamila Arnosti.

Trabajos conjuntos

En primer lugar, Isgro resaltó la importancia de la obra que sirve para contener las crecidas en los cauces aluvionales que provocan las intensas precipitaciones en verano.

Justo a un año que tuvimos un aluvión que causó consecuencias sobre Chañares Sur, culminamos con los trabajos en Los Pozos. Es una obra pública muy importante, de esas que quizás se ven poco porque están en rincones escondidos de Mendoza. Pero es una obra que realizó Hidráulica en conjunto con Vialidad Nacional donde se aunaron esfuerzos, recursos humanos y de maquinarias para completarla”, destacó el ministro.

En el mismo sentido, Yamila Arnosti remarcó también el trabajo conjunto con la dependencia nacional y explicó en qué consistieron los trabajos: “Se hizo una primera barrera, un azud de roca vinculada y luego un cuenco abajo con un umbral de fondo para frenar la erosión del cauce y corregir las márgenes para proteger en definitiva la estructura del puente”.

De esta manera, con las medidas estructurales sobre el arroyo Los Pozos se mitigan los efectos erosivos sobre las márgenes y lecho del mismo y se logra también establecer progresivamente la pendiente de equilibrio del rio y evitar que se produzcan socavaciones de significancia sobre la infraestructura existente.

Por su parte, Guillermo Amstutz hizo hincapié en la necesidad de priorizar el trabajo preventivo en este tipo de obras: “Podemos prevenir riesgos mayores y además generar un ejemplo importante de trabajo conjunto entre reparticiones públicas nacionales y provinciales”.

Asimismo, reforzó el compromiso de seguir trabajando en forma conjunta con el Ministerio de Planificación e Infraestructura Pública en otras obras de suma importancia: “Hemos acordado darnos una tarea metódica e ir generando obras como ésta en una forma secuencial en distintos puentes de la provincia que tienen características similares de deterioro. Vamos a continuar con el puente Chañares Norte y después trabajar en la zona de Agua de Las Avispas”, completó el ingeniero Amstutz.

La conformación estructural de la obra

Se construyeron en una primera fase, desde aguas arriba hacia aguas abajo, un azud transversal al eje del cauce, un cuenco disipador de energía y un azud final con una profundidad de fundación de 2,80 metros bajo la cota del lecho del río.

Este último se extendió en todo el ancho del cauce y se empotró en ambas márgenes, con la colocación de relleno compactado de material de menor granulometría (material de rechazo).

La obra del cuenco quedó implantada en el lecho del cauce, para lo cual se hizo una excavación de 1,20 metros sobre la cual se fundó la misma.

Además, se incluyó un filtro con material gradado para controlar la migración del material de menor granulometría del cauce.