Violencia de género

El nuevo acusado por Actrices Argentinas ya tenía dos denuncias por abusos

Por UNO

El director de teatro Diego Pimentel, quien renunció a su cargo en el Centro Cultural San Martín por dos denuncias de abuso sexual fue apuntado este jueves por el colectivo Actrices Argentinas por sus actitudes de acosa y maltrato contra Anahí De la Fuente.

Te puede interesar: Inesperada renuncia en el Súper Bailando 2019

El 29 de marzo de este año, Anahí de la Fuente ya había denunciado por acoso sexual a Pimentel. Ella había llegado a trabajar en la institución en junio de 2017, en el área de Comunicación como community manager, pero al poco tiempo, sus jornadas se volvieron intolerables. "Acoso sexual permanente" era lo que Anahí -además maquilladora profesional y perfomer- sufría a diario de parte de su jefe.

 Embed      

De la Fuente percibió la primera señal de una conducta inapropiada en el cocktail de un festival que había sido organizado por Pimentel. "Se sentó al lado mío, conversamos y empezó a subir el tono. Al irnos, ofreció llevarnos a todas, dio una vuelta bárbara para dejarme a mí a lo último y me hizo pasar adelante. De ahí en más empezó el acoso, físico y emocional. Pidió mi número y me llamaba hasta los fines de semana", contó la artista antes de la conferencia de prensa de este jueves.

La situación escaló rápidamente y para Anahí, cada interacción con Pimentel significaba soportar un "juego de violencia sexual" con el que ella no estaba de acuerdo en absoluto.

"Me agarraba de las manos, me tiraba para atrás los brazos, como en un gesto de reducirme. Faltaba que me ponga las esposas. Nunca lo interpreté como un juego. ¡Era mi jefe! Lo que hacía era incitar a un juego de violencia sexual, totalmente fuera de lugar. Yo me quedaba paralizada y me intentaba soltar. Me agarraba, me pellizcaba de la cintura, me abrazaba y me apoyaba. Noté que era cada vez más intenso, entonces me puse en alerta, y me dije: esto va a ser peor"  "Me agarraba de las manos, me tiraba para atrás los brazos, como en un gesto de reducirme. Faltaba que me ponga las esposas. Nunca lo interpreté como un juego. ¡Era mi jefe! Lo que hacía era incitar a un juego de violencia sexual, totalmente fuera de lugar. Yo me quedaba paralizada y me intentaba soltar. Me agarraba, me pellizcaba de la cintura, me abrazaba y me apoyaba. Noté que era cada vez más intenso, entonces me puse en alerta, y me dije: esto va a ser peor" 

Ananhía De la Fuente


Si bien no fue nombrado en la conferencia de prensa, el hombre apuntado es Diego Pimentel, quien tiene una causa en la Justicia "e irá a juicio oral", precisaron las convocantes.
  

"Acompañamos en este acto la denuncia penal de Anahí de la Fuente, quien sufrió acoso y maltrato dentro del Centro Cultural San Martín por un directivo que, a su vez, es responsable de una cátedra dentro de la UNA, Universidad Nacional de las Artes", precisó la actriz Jazmín Stuart.
  

Ante el pedido de difundir el nombre, se limitaron a señalar que ya "fue anunciado en otros medios y la idea es no darle protagonismo", al tiempo que remarcaron que "la denuncia está en la Justicia y va a ir a juicio oral y público".
  

La propia De la Fuente, en declaraciones a la prensa remarcó que el denunciado "se propasó de muchas maneras" y cuando ella lo denunció la echaron.
  

"Cuando denuncié esto me echaron. Yo mandé telegrama al Centro Cultural San Martín, al gobierno y al Ministerio de Cultura y no tuve respuesta", precisó la víctima.
  

Asimismo, De la Fuente afirmó que la denuncia es "por acoso sexual, hostigamiento, intimidación y maltrato laboral" y añadió que todos los hechos se produjeron dentro del Centro Cultural y uno de ellos ocurrió "fuera del Centro Cultural San Martín, pero en el contexto de un festival propiciado por el mismo Centro Cultural, pero dentro del mismo edificio".
   "

"Me quedé sin trabajo, sigo sin trabajo. Esta persona renunció pero a mí lo que me interesa es pedir por mi trabajo. No tuve ninguna respuesta. Hay más denunciantes y en este caso hay testigos que sufrieron lo mismo. Y más personas que no se acercaron porque no se animaron a hacer denuncias" "Me quedé sin trabajo, sigo sin trabajo. Esta persona renunció pero a mí lo que me interesa es pedir por mi trabajo. No tuve ninguna respuesta. Hay más denunciantes y en este caso hay testigos que sufrieron lo mismo. Y más personas que no se acercaron porque no se animaron a hacer denuncias"

Anahía De la Fuente

La denuncia de De la Fuente fue realizada en julio pasado y quedó asentada en la Fiscalía número 16 especializada en violencia de género, a cargo de

"Convocamos hoy para dar un mensaje urgente a la sociedad, a los medios y a los espacios políticos. Acompañamos en este acto la denuncia penal de Anahí De La Fuente que sufrió acoso y maltrato dentro del Centro Cultural San Martín por un directivo que a su vez es responsable de una cátedra de la UNA", comenzaron las denunciantes en la conferencia de prensa.
  

Y  prosiguieron: "Repudiamos por completo el hecho de que un sujeto que ejerce este tipo de violencias ocupe cargos jerárquicos en espacios que reúnen la cultura, la educación y el Estado".

Thelma Fardín fue la última en tomar la palabra y exigió en nombre de todas "la reincorporación de manera urgente de las trabajadores del Centro Cultural San Martín que fueron removidas de su puesto por animarse a denunciar".
  

La conferencia de prensa se llevó a cabo en el Hotel Bauen  y estuvo encabezada por las actrices Anabel Cherubito, Alejandra Flechner, Cecilia Roth, Malena Sánchez, Laura Azcurra, Julieta Díaz y Thelma Fardín, entre otras.
  

Asimismo, la denuncia contó con el respaldo de otras organizaciones feministas y transfeministas de la cultura, de la sociedad y de los Derechos Humanos.
  

Entre las más de 66 organizaciones que estuvieron aparecen el colectivo Ni Una Menos, la Asamblea Permanente de Derechos Humanos, Actrices Argentinas, Asociación de Abogadas Feministas (Abofem), Red de Abogadas Feministas (RAF), Colectiva de Autoras, Musiques Unides en CABA (Mucaba), Musiques Transfeministas del Oeste (Muto), Fieras, Mujeres Audiovisuales (MUA), Estudiantes de Artes Multimediales de la UNA y Bailarinas por la Legalización.

"Cuando la víctima habla la amenazan de manera encubierta, la dejan sin trabajo como a nuestra compañera Anahí. Esto no se limita a este caso, es una práctica sistemática", añadió.

 Embed      

La periodista y escritora Marta Dillon contó que "Diego Pimentel es, además, penalmente acusado por maltrato físico y acoso sexual en lugares privados de acceso público agravados por su jerarquía y por funcionario público. Las denunciantes son dos, una prefiere no hablar, la otra es Anahí de la Fuente, comunicadora, maquilladora profesional y performer, 28 años. Desocupada desde que hizo la denuncia porque la única consecuencia inmediata que tuvo ponerle palabra pública a un padecimiento que se le metía en el cuerpo y que afectaba hasta sus mínimas decisiones fue ser despedida del Centro Cultural San Martín, en abril de este año.
Después de que la historia se mediatizara, el Gobierno de la Ciudad inició un sumario administrativo del que no se conocen consecuencias".




Temas relacionados:

Dejá tu comentario