Diario Uno > Política > Fernández

Fernández, Kicillof y Larreta evaluaron el aumento de casos

Fernández, Kicillof y Rodríguez Larreta coincidieron en un llamado a la población para que "extremen los cuidados" en la celebración del Año Nuevo

El presidente Alberto Fernández se reunió este miércoles con el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, para evaluar la situación sanitaria como consecuencia del coronavirus. El país está en Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (Dispo) que Fernández decretó hasta el 31 de enero próximo, de acuerdo a lo anunciado por el primer mandatario el 18 de diciembre pasado.

En el encuentro, que se llevó a cabo en la Residencia Presidencial de Olivos, Fernández, Kicillof y Rodríguez Larreta evaluaron con “preocupación” el aumento de casos que se vienen produciendo en los últimos días y coincidieron en un llamado a la población para que “extremen los cuidados” y apelando a la “responsabilidad de todos y todas”, aún más en la celebración del Año Nuevo.

Te puede interesar...

Durante la reunión acordaron además en mantener desde la semana próxima reuniones periódicas para ir evaluando la situación sanitaria y los partes diarios de casos producto del Covid-19.

"Hay un relajamiento y la idea es ir monitoreando. No estamos para cerrar nada por ahora. Sí queremos enviar una fuerte advertencia por el relajamiento general", describieron fuentes oficiales a Noticias Argentinas.

En esa línea, indicaron que "no se analiza un toque de queda", pero aclararon: "Se va a realizar un seguimiento y si hay que tomar medidas restrictivas, se tomarán".

Fuentes del Gobierno bonaerense indicaron a Noticias Argentinas que "por la suba de casos" decidieron dar "marcha atrás" con las reuniones de hasta 200 personas.

"No estamos para cerrar nada por ahora. Sí queremos enviar una fuerte advertencia por el relajamiento general", describieron a esta agencia.

Por último, destacaron: "Dependemos de los comportamientos sociales, cumplimientos de los protocolos y los cuidados".

En ese marco, las fuentes de Casa Rosada indicaron que "hay una fuerte preocupación" por el "estado emocional" de la sociedad, por lo que el Ejecutivo había decidido apelar en las fiestas "a la responsabilidad individual".

"Entendemos que fue y es un año muy duro. Apelamos a que se cuiden sin esas restricciones. En la provincia de buenos aires, donde los casos se viene duplicando bastante rápido, muchos municipios volvieron a suspender a actividades publicas, encuentros de gente", explicaron.

El encuentro se produjo en medio del incremento de casos de coronavirus que se registraron en las últimas semanas en el Área Metropolitana.

Según el último reporte emitido este martes, se registraron 11.650 nuevos casos en la Argentina en las últimas 24 horas, de los cuales 4.417 fueron en la provincia de Buenos Aires y 996 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.