La investigación por el caso de Abigail Carniel pasó de ser una búsqueda de persona a convertirse en un femicidio. Dos hombres que habían sido detenidos en los rastrillajes del martes pasado en Las Heras fueron acusados formalmente en el expediente.

Los operativos con perros de rastreo que se realizaron hace dos días no ocurrieron en una canchita de fútbol aledaña al barrio Sargento Cabral por casualidad. Había un dato en el expediente de la Justicia Federal que indicó que algo podría haber ocurrido con Abigail Carniel en el lugar.

rastrillaje las heras caso abigail carniel 3.jpg
Intensa búsqueda de Abigail Carniel en el barrio Jorge Newvery, de Las Heras

Intensa búsqueda de Abigail Carniel en el barrio Jorge Newvery, de Las Heras

En ese predio, donde antes funcionaba el club Jorge Newbery, fueron aprehendidas tres personas: dos hombres y una mujer. En un principio trascendió que habían sido capturados por estar encargados del lugar, pero lo cierto es que algunos de ellos están vinculados al narcotráfico, sus nombres estaban en el expediente federal -que se trabaja en paralelo a la causa del fiscal de Homicidios Carlos Torres- y hasta había teléfonos intervenidos.

Lo cierto es que la mujer recuperó su libertad pero los hombres, apodados Fido y Chupete, continuaron privados de su libertad y se pidió una prórroga de 24 horas para resolver su situación. Minutos después de las 21 de este jueves, el fiscal Torres decidió imputarlos por homicidio agravado por mediar violencia de género, es decir, femicidio.

Hasta el momento no han trascendido las pruebas que llevarían a sospechar que asesinaron a Abigail Carniel, pero sí se sabe que la investigación está teñida con un trasfondo narco. No sólo porque todos los nombres mencionados en la causa están vinculados al mundo de las drogas, sino porque la propia víctima tenía problemas de consumo.

La joven fue vista por última vez el 15 de abril pasado cuando se bajó de un colectivo en el barrio Sargento Cabral. Desde entonces su paradero es un misterio. Incluso se ofreció una recompensa de $200.000 para quien aporte datos concretos al expediente.

Seguir leyendo