Diario Uno > Policiales > Úrsula Bahillo

Estremecedores audios de Úrsula Bahillo, antes del femicidio: "Me dijo que me va a matar, no aguanto más"

Desesperada. Así estaba Úrsula Bahillo quien terminó asesinada este lunes de 10 puñaladas. El presunto femicida, su ex pareja, es policía y tenía denuncias

Úrsula Bahillo sí avisó, sí pidió ayuda, sí denunció. Igual la mataron. Tenía solo 18 años y estaba desesperada y muerta de miedo por la violencia que Matías Ezequiel Martínez ejercía sobre ella. "Me dijo que me va a matar, no aguanto más", dice llorando en uno de los audios que se filtraron después de su femicidio.

Mientras los investigadores del femicidio de Úrsula Bahillo esperan los resultados de la operación de autopsia al cuerpo de la joven, las amigas de la víctima dieron a conocer audios de WhatsApp estremecedores de meses antes al crimen.

Te puede interesar...

Ayer se filtraron chats en los que contaba epiodios de violencia a manos del acusado de su muerte. Hoy, las pruebas van más allá y piden responsabilidades.

El primero de los audios es del 16 de noviembre de 2020. Desesperada, Úrsula le cuenta a una amiga que fue golpeada por Martínez y que tiene miedo de acabar asesinada: "Te juro. Me siento muy mal, amiga, no doy más. Te juro que estoy muy triste. Amiga, me dijo que me va a matar. No aguanto más. Casi me quebró la mano, no puedo mover la muñeca, te juro".

"Ay, me hizo muy mal. Me quiero ir de acá, amiga. Tengo mucho miedo. Me arrancó todos los pelos, me re cagó a palos, amiga. Se enojó conmigo porque tienen que trasladar a la mamá a Buenos Aires… El loco me está mirando. Yo estoy afuera del hospital, arriba del auto, porque me dijo que si me bajaba, me va a cagar a palos delante de toda la gente. Ahí viene, amiga", completaba.

Te puede interesar: Femicidio con alevosía y premeditación: Úrsula Bahillo pedía ayuda a gritos en las redes

Los desesperados audios de Úrsula Bahillo a sus amigas antes de ser asesinada: "Necesito testigos"

Martínez estaba denunciado

El accionar de Úrsula y su familia no se quedó en la angustia. El martes que el 28 de enero, la madre de Úrsula Bahillo denunció al ahora acusado de femicidio, por los delitos de amenaza y desobediencia.

El 5 de febrero, tres días antes del crimen, se repitió la denuncia de la familia Bahillo.

Un día antes del femicidio, la joven vio a su ex pareja. Una amiga que pasaba fue testigo del encuentro. "Ay, amiga. ¿En serio lo viste? Necesito testigos. Cuando estaba ahí fui directamente a la comisaría a denunciarlo. Ay, amiga, te juro que me volvió el alma al cuerpo. ¿Vos lo viste?", le decía Úrsula en un audio a su amiga, menor de edad.

Martínez contaba con una restricción perimetral y, como la había violado, ella había ido a la Comisaría para volver a presentar una denuncia.

ursula bahillo femicidio audios 1.jpg
Estremecedores audios de Úrsula Bahillo, antes del femicidio: "Me dijo que me va a matar, no aguanto más" 

Estremecedores audios de Úrsula Bahillo, antes del femicidio: "Me dijo que me va a matar, no aguanto más"

También contaba con una denuncia por "amenazas calificadas" por parte de otra ex pareja. Debe presentarse el 18 de febrero en una audiencia por este caso.

"Me mandé una cagada"

Después del crimen, el policía (con licencia) de la Comisaría 2ª de San Nicolás llamó a un tío y le dijo: “Me mandé una cagada”.

El hombre llamó a la Policía y juntos acudieron a las inmediaciones de una escuela en el paraje rural Guido Spano, a unos 16 km de Rojas.

Martínez aún estaba dentro del Peugeot 307 de color gris. Desde allí señaló el lugar en el que estaba su ex novia muerta.

"Le pegaba a su mamá y violaba a su abuela"

Una expareja de Matías Ezequiel Martínez, el policía bonaerense detenido por el femicidio de Úrsula Bahillo, contó que ella también sufrió violencia de género por parte del ahora acusado y que se contactó con la víctima días antes de su crimen porque la chica "tenía miedo".

Se trata de Belén, quien dijo a C5N que Martínez (25), que estaba con carpeta psiquiátrica en la Policía provincial, era "protegido" por la institución y acusó a sus compañeros de "cómplices". Es “un psicópata” que, durante el tiempo que estuvieron juntos, la esperaba afuera de su casa con el patrullero para controlar lo que hacía. También afirmó que “le pegaba a su mamá y a sus hermanas” y que “mantenía relaciones sexuales no consentidas con su abuela”. Además, denunció que “violó a una nena con discapacidad”.

"Durante mi relación, él manifestó más que nada cosas verbales, una sola vez me agredió físicamente y fue lo peor que pasé en mi vida", comentó la joven sobre el vínculo que mantuvo con el policía hace alrededor de tres años.