Diario Uno Policiales

La autopsia realizada por el cuerpo médico forense pudo comprobar cómo perdió la vida la joven que salió a buscar trabajo y fue encontrada sin vida en un bolso.

Así murió Araceli Ramos

Por UNO

Araceli Ramos, cuyo cadáver fue hallado en la localidad bonaerense de Villa Madero, murió por "asfixia por estrangulamiento" de acuerdo a la autopsia realizada en la morgue judicial de La Matanza.

Fuentes de la investigación dijeron a Télam que la data de la muerte es de entre una semana y diez días, que el cadáver presenta golpes en el cráneo y que no se pudo aún apreciar si fue abusada por el avanzado estado de descomposición.

Seguir leyendo

Luego de once días de intensa búsqueda, apareció el cuerpo de Araceli, la joven que desapareció luego de concurrir a una falsa entrevista laboral en Caseros. Su cuerpo estaba en el cruce de la avenida General Paz y Crovara, en la zona de Villa Madero, partido de La Matanza.

Los efectivos de la policía bonaerense efectuaron el hallazgo en un descampado. En el operativo participaron alrededor de 100 agentes y la zona es jurisdicción de la Comisaría 3ra. de La Matanza.

La escena del crimen

La escena del crimen de Araceli Ramos comenzó a ser buscada en tres allanamientos que se realizaban en viviendas de la Capital Federal y el Gran Buenos Aires.

Fuentes de la investigación precisaron que peritos de la Policía Científica bonaerense intentaban hallar el lugar donde la chica fue golpeada y estrangulada y luego su cadáver fue amarrado con alambre y envuelto en bolsas de consorcios para ser descartado en un descampado.

Uno de estos trámites forenses se realizaba en la vivienda situada en Puán al 700 de la localidad bonaerense de Caseros, adonde Araceli fue citada para una entrevista laboral el día que desapareció.

El segundo operativo se efectuaba en la casa del único detenido por el caso, Walter Vinader, ubicada en Cañada de Gómez al 2200 en el barrio porteño de Mataderos.

El tercer allanamiento estaba ordenado en un departamento de la calle Talcahuano al 400, en la zona de los Tribunales porteños, donde vivía otra víctima, Verónica Fernández, cuyo cadáver fue hallado hace 11 meses en la localidad bonaerense de Vicente López.

Fuente: Télam