La autorización de la "caza deportiva" en Santa Cruz reavivó las críticas de grupos ambientalistas que advierten que se podría generar una pérdida importante en la biodiversidad de la Patagonia Sur.

Mediante el pago de 40 dólares y la licencia correspondiente, se les permite a los cazadores deportivos una práctica casi libre hasta el 31 de agosto de 2024.

El Consejo Agrario Provincial santacruceño estipuló que cada persona que cuente con autorización puede matar hasta 8 especies, con un límite: un zorro colorado, un zorro gris y un puma por semana y dos guanacos por día.

BeFunky-collage (75).jpg

► TE PUEDE INTERESAR: China: las ciudades se hunden por la extracción de aguas subterráneas

Mientras tanto, la liebre europea, el visón, el conejo europeo y el jabalí, por ser consideradas especies exóticas invasoras, no tienen límite de aniquilamiento.

¿Qué buscan los ganaderos?

Los ganaderos quieren ayuda para frenar los ataques de pumas y zorros. También, para que no proliferen los guanacos que suelen arrasar con las pasturas.

Los criadores de ovejas para la producción de lana son los más afectados por los carnívoros depredadores y por los camélidos que les quitan a los ovinos la poca pastura local existente en una estepa tan hostil desde el punto de vista climático.

Se ha generado un trabajo para los ‘pumeros', tiradores que ofrecen su servicio dentro de los campos de forma particular. Cuando se mata a los grandes felinos, lo que ocurre es que aumenta el rebaño de guanacos debido a que se trata de su principal alimento. El puma lo elige porque con una sola pieza se asegura mayor cantidad de carne que con un lanar.

Los guanacos fueron los herbívoros dominantes en los ecosistemas áridos sudamericanos, con una población estimada entre 30 y 50 millones de individuos antes de la colonización europea. Tras la introducción masiva del ganado ovino, las poblaciones de camélidos declinaron drásticamente debido a la competencia directa, la degradación del hábitat y la caza excesiva.

BeFunky-collage (76).jpg
(Foto: Freepik)

(Foto: Freepik)

Grupos ambientalistas de la Patagonia sostienen que el "Plan Nacional para el Manejo Sustentable del Guanaco en la República Argentina" de sustentable tiene poco. Por el contrario, parece un programa armado por los propios productores ya que su intención dista mucho de la conservación y manejo adecuado de una especie silvestre.

De acuerdo a investigaciones del CONICET, se evidencia que las adaptaciones de los guanacos pueden resultar sumamente ventajosas en un contexto de aprovechamiento de la especie como complemento de la actividad ganadera.

Consultado por Carbono.news, el médico veterinario Juan Enrique Romero, fue categórico: "La caza deportiva nunca ha sido un regulador real y concreto de la población. En todo caso, se podría habilitar la explotación racional del guanaco en la Patagonia y existen mil maneras de controlarlo. Más allá de esta posibilidad, me parece mal fomentar los más bajos instintos del ser humano".

► TE PUEDE INTERESAR: Europa: Edimburgo prohíbe autos contaminantes en su casco histórico

Temas relacionados: