País Viernes, 7 de diciembre de 2018

Tener una casa propia cada vez se hace más imposible

Tras la crisis que llevó al dólar al doble, acceder a una vivienda a través de un crédito hipotecario se volvió una utopía.

El sueño de acceder a la casa propia a través de un crédito hipotecario está cada vez más cerca de convertirse en una utopía, luego de la crisis que llevó al dólar a doblar su valor y dejó la inflación en un porcentaje cercano al 50%. Porque si hasta mediados del 2017 se necesitaba un ingreso de alrededor de $26 mil para acceder a un dos ambientes, actualmente esa cifra llega a $130 mil.

Según el informe presentado este viernes por A24, cuando el sistema UVA era el más buscado por los futuros dueños, una familia podía acceder a un préstamo del Banco Nación a 30 años para financiar el 80% de un departamento de 43 m2 en un barrio porteño de clase media. El requisito: exhibir ingresos en blanco por $26.400. A su vez, la cuota inicial era de $6.750, un 12% por debajo de los $7.655 que se pagaba entonces por el alquiler del mismo inmueble.

Para poder acceder al mismo crédito, una familia deberá ganar cuatro veces más, ya que el banco exigirá ingresos mensuales por $130 mil, con una cuota de alrededor de $33 mil. Esa cifra, a su vez, casi triplica los $11.826 que cuesta alquilar un departamento de las mismas dimensiones.

Más noticias