Diario Uno Fútbol Gimnasia
B Nacional

Contra viento y marea: con dos hombres menos, Gimnasia se trajo la victoria de Madryn

El Lobo venció 1 a 0 a Guillermo Brown, con gol de Damián Akerman a los 40 minutos del primer tiempo. Fueron expulsados Ernesto Garín y David Garay

Gimnasia y Esgrima de Mendoza ganó un partidazo ante Guillermo Brown en Puerto Madryn, por la segunda fecha del Torneo de Primera B Nacional, y así sumó sus primeros tres puntos. Fue un duro 1 a 0 que tuvo que defender con dos hombres menos. El primer gol en la categoría lo marcó Damián Akerman, mientras que fueron expulsados Garín y Garay.

Los primeros minutos del primer tiempo fueron, al menos, entretenidos. Las mejores oportunidades las tuvo la visita en los pies de Akerman. A los 26 minutos Fredrich encontró bien parado a Burrai y no pudo abrir el marcador.

Seguir leyendo

Cuatro minutos más tarde, Garín tuvo la que quizás fue la más clara de la etapa inicial, y el remate se fue apenas desviado.

La insistencia en el arco del local dio sus frutos, y a los 40 minutos llegó lo que la gente del Lobo tan ansiosamente esperaba: el primer gol en la Primera B Nacional.

Fue Damián Akerman el encargado de poner a Gimnasia en ventaja, y con esta pequeña diferencia los equipos se fueron al vestuario.

Fue un buen primer tiempo, entretenido. El Caracol tuvo las mejores oportunidades y siempre en claro el objetivo de buscar el arco rival.

El inicio de la segunda etapa no fue el mejor para el conjunto del Parque. Apenas ingresaron al campo de juego, el árbitro expulsó a Sergio Arias, entrenador del Lobo, y al minuto de juego fue Ernesto Garín quien vio la roja.

Esta situación desconcertó el esquema de la visita, que se acomodó atrás para cuidar la ventaja. Brown asomó con salir a comerse el arco de Alasia, pero sólo les duró unos minutos el entusiasmo, y después se emparejó el partido nuevamente.

Sin embargo una nueva adversidad se presentó para Gimnasia: a los 25 minutos de la segunda etapa, Garay vio la segunda amarilla y dejó al Lobo con nueve. Difícil desafío aguantar veinte minutos con dos hombres menos.

El final fue para el infarto. Sin embargo el local no pudo aprovechar la ventaja numérica, Gimnasia siempre fue más y la victoria fue ampliamente merecida.

Temas relacionados: