Mendoza Miércoles, 15 de agosto de 2018

Se seguirá llamando Kirchner la terminal de San Rafael

Por razones de salud el intendente está sin trabajar y la oposición, que circunstancialmente es mayoría, presentó un proyecto para quitarle a la estación de micros el nombre Néstor Kirchner

El escándalo de los cuadernos de las coimas parece no tener límites y ayer tuvo su capítulo mendocino en el Sur de la provincia. Es que en una picante sesión del Concejo Deliberante de San Rafael, con gritos e insultos y al borde de la violencia física, el cuerpo deliberativo aprobó quitarle el nombre Néstor Carlos Kirchner a la terminal de ómnibus. Sin embargo esto no prosperará porque ya está redactado el veto en cuanto tome forma o tenga número la ordenanza avalada por la circunstancial mayoría opositora.

El debate y los hechos estuvieron plagados de chicaneo político en el que los concejales de Cambiemos aprovecharon que por la licencia por razones de salud de intendente Emir Félix (justicialista) cuentan -sólo mientras dure la ausencia del jefe comunal- con más ediles que los del oficialismo.

Como se sabe Emir Félix está en reposo tras sufrir una fractura de maxilar. Por ello la intendencia está a cargo del presidente del Concejo Deliberante, Ricardo Vergara, del PJ. Asimismo, el cargo de este lo ocupa transitoriamente el radical Daniel Herrera.

En este contexto es que los radicales están circunstancialmente en mayoría y así fue como ayer, para muchos sorpresivamente, Martín Serrano presentó su proyecto. Entres sus fundamentos mencionó que "el nombre de Néstor Kirchner no representa a los sanrafaelinos. Además hay una situación judicial públicamente conocida sobre el escándalo de corrupción que los rodea".

Inmediatamente de escuchada la iniciativa se armó el revuelo. Desde el justicialismo, Cristina Da Dalt fue quien replicó al radical: "Se ve que quieren tapar la realidad con estas cosas. No hablan de tarifas, el cierre de industrias y comercios, de la desocupación, de la nafta, ahí miran para otro lado y eligen hacer esto".

Comenzaron los gritos y las acusaciones entre un sector y otro. Desde el peronismo se mostraron por momentos furiosos y uno de los concejales a viva voz acusó a sus pares de la UCR de traicionar un acuerdo verbal por el que habían resuelto tratara temas sólo de consenso durante la ausencia de Félix.

En medio del escándalo se procedió a la votación y el resultado -cantado- fue de 6 a 5 a favor del proyecto de sacarle el nombre del ex presidente a la terminal de micros sanrafaelina. Los seis concejales de Cambiemos -Gisela Caballero, Gustavo Correa, Martín Serrano, Cinthia Maggioni, Francisco Mondote y el presidente interino del Concejo, Daniel Herrera- levantaron la mano por el sí. Los 5 del bloque justicialista -Natalia Galamba, María Cristina Da Dalt, Pamela Torres, Pedro Sierra y Paulo Camoi- lo hicieron por el no. No pudo votar, por estar a cargo de la intendencia, Ricardo Vergara.

El enojo del peronismo se hizo notar de inmediato. Pero a poco de producida la votación se supo que la ordenanza aprobada no tendría la suerte esperada por quienes la impulsaron y que lo único que la espera es el veto.

Incluso se supo que el propio intendente Emir Félix ya había dado instrucciones para que se redactara ese veto a firmar por el intendente interino.

El ex peronista "Chicho" Russo

Entre quienes firmaron la ordenanza que pretendía quitarle el nombre Kirchner a la terminal, aparece Vicente Russo, como presidente del Partido Fe. Es que el Chicho, como su padre -del mismo nombre- es un histórico dirigente peronista de San Rafael e incluso fue tres veces intendente bajo el sello justicialista. Ahora pertenece a la alianza que gobierna en Mendoza e incluso el año pasado el ministro de Economía, Martín Kerchner, lo nombró jefe de la delegación de esa cartera en San Rafael. Es decir, Russo está abiertamente enfrentado con el partido en el que se forjó como dirigente político