Mendoza Martes, 27 de noviembre de 2018

Pusieron en marcha las obras del futuro Polo Judicial

Se trata de los tres edificios que se levantarán junto a la cárcel de San Felipe. Trabajan el movimiento de suelo.

El edificio de gobierno más importante con el que se pretende modernizar el sistema judicial, dar celeridad a los procesos y disminuir los costos que implican las detenciones comenzó a tomar forma con la construcción de los tres edificios que compondrán el Polo Judicial.

En el predio posterior al penal San Felipe, se realizan los movimientos de suelo donde se erigirán el Fuero Penal de la 1ª Circunscripción-Suprema Corte, la Estación Transitoria de Detenidos y Aprehendidos (Estrada) y el edificio destinado al Ministerio Público Fiscal.

Los ministros de Economía, Infraestructura y Energía de Mendoza, Martín Kerchner, su par de Justicia y Seguridad, Gianni Venier, y el presidente de la Suprema Corte de Justicia, Jorge Nanclares, recorrieron la obra, que comenzó oficialmente el 1 de noviembre, con los movimientos de suelo y el armado de las bases.

El proyecto, que tiene un costo cercano a $1.600 millones, significará no sólo una transformación del sistema judicial sino que además implicará un importante ahorro, que se estima en alrededor de $170 millones por año en lo referido a traslado de detenidos, personal policial, combustible y movilidad.

A pesar del freno impuesto al endeudamiento en el presupuesto provincial para dar continuidad a las obras, el ministro Kerchner aseguró que el complejo "estará terminado e íntegramente pagado antes de que termine el presente mandato de gobierno".

Para levantar los tres edificios, trabajan actualmente 42 obreros de forma directa; 35 de manera indirecta y 13 empresas dedicadas a distintas partes del proyecto. Asimismo, se contabilizan 27 equipos, entre camiones, aplanadoras, cargadoras.

"Llevamos 30 días de obra para la construcción de 35 mil metros cuadrados que mejorarán todo el sistema penal de Mendoza. El edificio va a tener 130 calabozos; un sector de detención transitoria (edificio Estrada), adonde llegan los detenidos y que se vincula con el edificio público fiscal de la Primera Circunscripción, de cuatro plantas. Este, a su vez, se vincula con el edificio de la Corte del Fuero Penal, que tendrá más de 20 salas de audiencias, posibilitando que fiscal, juez y detenido estén disponibles para que se agilicen los procesos judiciales", detalló Kerchner.

El ministro indicó que se trata de la obra más importante en materia de edificios de gobierno y un cambio de paradigma en la prestación del servicio de Justicia. "Lo moderniza, lo hace más ágil y permite oralizarlo".

Según especificó Venier con este sistema "se gana en seguridad de los detenidos (evitando riesgos de fuga) y de la población, con un menor costo, ya que la policía va a estar trabajando en la calle y no custodiando un calabozo".

Más noticias