Mendoza Martes, 24 de abril de 2018

La gripe en las embarazadas aumenta el riesgo de hospitalización y parto prematuro

La posibilidad de internación y nacimiento antes de término es siete veces mayor a causa de esta enfermedad.

La gripe circula por todo el planeta y puede afectar a personas de cualquier edad. Los chicos y los mayores, las embarazadas y los enfermos crónicos son grupos de riesgo de esta enfermedad que puede transformarse en grave. La vacuna los protege.

En las embarazadas aumenta siete veces el riesgo de hospitalización y de parto prematuro a causa de la gripe. Así lo indica el Ministerio de Salud de Mendoza, que tiene a cargo la campaña de vacunación antigripal.

Al vacunarse se logra la protección del recién nacido durante los primeros seis meses de vida, período en el que ya se lo puede inmunizar. Y sólo en caso de no haber recibido una dosis durante el embarazo, la madre debe vacunarse dentro de los 10 días posteriores al parto.

Respecto de los niños y niñas de 6 a 24 meses, y para lograr una adecuada protección, pueden requerir 2 dosis, que deben estar separadas por un lapso mínimo de 4 semanas.

Se calcula que las epidemias anuales causan 3 a 5 millones de casos graves y de 290.000 a 650.000 muertes en el mundo por enfermedades respiratorias relacionadas con la gripe estacional.

Vacunarse contra la gripe no impide la circulación viral, pero protege a los grupos más vulnerables, es decir, aquellas personas que tienen más riesgo de sufrir complicaciones, requerir internación y eventualmente morir.

La mayoría de los afectados se recuperan en una o dos semanas sin necesidad de recibir tratamiento médico. Sin embargo, en niños pequeños, mujeres embarazadas, personas de edad y los que padecen afecciones médicas crónicas, la infección puede conllevar graves complicaciones de la enfermedad subyacente, provocar neumonía o causar la muerte.

Estornudos de larga distancia y puntos de vacunación

Los virus de la gripe circulan por todo el mundo y pueden afectar a cualquier persona de cualquier edad. Ya se sabe que no hay que llevarse las manos a la nariz, los ojos o la boca; mantener los ambientes limpios y ventilados; no fumar y promover la lactancia materna.

Al toser o estornudar, el infectado dispersa en el aire, a distancias de hasta un metro, gotitas con virus, y puede infectar así a las personas cercanas que inspiran esas secreciones.

  • El virus también puede transmitirse por las manos contaminadas.
  • La vacunación es la forma más eficaz de prevenir la infección.
  • Hay medicamentos disponibles antivíricos para tratar la gripe.
  • Para prevenir la transmisión hay que lavarse las manos frecuentemente, cubrirse la boca y la nariz con un pañuelo al toser.

Además del Vacunatorio Central, son muchos los centros de salud y hospitales que disponen de la vacuna antigripal. La ubicación, días y horarios y atención puede consultarse directamente en http://www.salud.mendoza.gov.ar/tucentrodesalud/

El Vacunatorio Central está ubicado en Virgen del Carmen de Cuyo 59, atiende de lunes a viernes, de 7.30 a 13.30 y de 14.30 a 17.30.

Fuentes: OMS, Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC) de EEUU y registros locales de los departamentos de Epidemiología y Bioestadísticas de la Provincia.