El hombre de 66 años se sentó en el banquillo de acusados desde los primeros días de mayo. El juicio fue bastante extenso y este jueves se realizó la etapa de alegatos. El fiscal Darío Nora solicitó una pena de 10 años de cárcel, mientras que el abogado querellante Nicolás Segovia se extendió a 12 años y la defensa solicitó la absolución de su cliente planteando una serie de nulidades.

polo-judicial-mendoza-01.jpg

Finalmente, el Tribunal integrado por los jueces Eduardo Martearena, María Laura Guajardo y Rafael Escot lo absolvió por el beneficio de la duda. El hombre, que estaba en prisión domiciliaria ya que padece hipertensión y además tiene una pierna amputada, quedó en libertad.

► TE PUEDE INTERESAR: Comenzó el juicio contra un pastor evangélico por presuntos abusos sexuales a dos adolescentes

La acusación

El exfuncionario ya se encuentra jubilado, pero entre 2014 y 2020 fue el jefe del Departamento de Atención de la Persona con Discapacidad, por lo que estaba al frente de la Casa del Discapacitado que el municipio tenía en calle Perú. A mediados de la pandemia del coronavirus, cuando hubo recambio de autoridades en esa institución, una mujer que ahora tiene 43 años le confesó a sus asistentes que el anterior director la había abusado sexualmente en al menos dos ocasiones.

En concreto, la víctima manifestó que el hombre la llamó al baño de profesores, le subió la remera, la besó en sus pechos y también la obligó a practicarle sexo oral. Pese a que la denunciante padece un retraso mental leve, su relato fue claro en cámara Gesell, según determinaron los peritos que intervinieron en la investigación.

► TE PUEDE INTERESAR: Condenaron a una banda que ocultó cocaína valuada en U$S 170 mil en parlantes y dispensers de agua

Sin embargo, los jueces Eduardo Martearena, María Laura Guajardo y Rafael Escot lo absolvieron por el beneficio de la duda.