Diario Uno > Espacio de marca > ARTAS

ARTAS: un robot que asegura precisión en cada trasplante capilar

ARTAS aporta a la recuperación capilar un nivel de exactitud única siendo la herramienta perfecta para los especialistas en medicina capilar de Hair Recovery

A la hora de realizarse un trasplante los pacientes necesitan resultados precisos. ARTAS es la solución de la mano de la ingeniería robótica y la inteligencia artificial. Porque este robot no sólo puede planificar los resultados de la cirugía para que el paciente los vea, si no que asegura que lo que se planificó va a ser logrado con exactitud.

Planificando los resultados

ARTAS HAIR.jpg
ARTAS es de gran ayuda en los tratamientos de recuperación capilar.

ARTAS es de gran ayuda en los tratamientos de recuperación capilar.

ARTAS cuenta con un sistema llamado Hair Studio, una herramienta capaz de convertir 3 fotos del paciente en un modelo 3D. “Durante la consulta los médicos pueden simular diferentes resultados, cambiar el corte de pelo, peinados, color de cabello, etc. para que los pacientes puedan definir junto al especialista la mejor opción para su caso”, nos cuenta el Dr. Nicolás Lusicic (M.N. 80872), uno de los fundadores de Hair Recovery, “un cirujano experimentado pone su impronta indicando en dónde él considera que debería estar la altura de la frente o dándole la forma justa a las entradas en cada caso. Luego, el diseño queda guardado en la memoria del robot y el día del trasplante se realiza de manera automática y personalizada” nos cuenta Lusicic.

Te puede interesar...

La precisión del robot

El robot logra contar cuántos pelos por centímetro tiene el paciente de una manera precisa, algo que un ser humano no puede conseguir con tanta exactitud. “Al inicio, el médico setea variables en el robot, como por ejemplo la distancia que debe existir entre cada cabello extraído. Es posible elegir los cabellos mas gruesos cuando se necesita cubrir áreas calvas o bien indicarle al robot que extraiga cabellos suaves y naturales para recrear una primera línea de implantación con las imperfecciones de una cabellera original. El robot puede elegir los pelos más aptos, extraerlos y cosecharlos gracias a su inteligencia artificial” cuenta el Dr. Lusicic, y agrega “después, en base a lo acordado con el paciente y lo definido con Hair Studio, el robot sabe dónde tiene que colocar cada pelo para conseguir un resultado único, comenta.

ARTAS realiza de manera exacta todas las variaciones de densidad o cantidad de pelo por centímetro para lograr un resultado natural. “Además, le podemos indicar con qué inclinación o criterio queremos que realice el trasplante” explica Lusicic, “esto que antes hacíamos a mano y pelo por pelo, es más sencillo cuando contamos con un ayudante perfecto como un robot que realiza movimientos automatizados indefinidamente. Esto elimina la fatiga humana y nos suma la exactitud robótica, complementado por dos cámaras de alta definición con visión estereoscópica a color, que obtienen 60 imágenes por segundo de cada cabello”.

ARTAS HAIR2.jpg
ARTAS aporta a la recuperación capilar un nivel de exactitud única.

ARTAS aporta a la recuperación capilar un nivel de exactitud única.

Después de ARTAS

Cuando termina el procedimiento, el paciente se puede ir y seguir con su vida normalmente. “El robot tiene muchas ventajas porque es una herramienta tecnológica que extrae pelo por pelo, permite hacer una simulación pre quirúrgica para entender cómo va a quedar el tratamiento y adicionalmente optimiza el proceso” explica el Dr. Nicolás Lusicic.

La inteligencia artificial le ha aportado a la recuperación capilar, un nivel de exactitud y precisión tecnológica innovadora única, siendo la herramienta perfecta para los especialistas en medicina capilar de Hair Recovery y una revolución para el bienestar y satisfacción del paciente.

Podés profundizar más sobre la recuperación capilar utilizando tecnología ARTAS en https://www.hairrecovery.com.ar/!/artas