Diario Uno > Crimen de Fabio Basualdo

Crimen de Fabio Basualdo: extraditaron a Nélson González

Nélson González fue condenado a 14 años de prisión por el crimen de Fabio Basualdo. Desde 2016 estaba prófugo y este martes fue entregado a la Justicia local

Nélson González fue entregado a la Justicia de Mendoza tras estar cuatro años prófugo en Chile y ya se encuentra en el penal de Boulogne Sur Mer. En 2014, el ex policía fue condenado a 14 años de prisión por ser encontrado culpable del crimen de Fabio Basualdo (16) ocurrido el 7 de febrero del 2010.

Este marte fue extraditado desde Chile el ex policía Nélson González. La Justicia del vecino país lo entregó a autoridades mendocinas en el complejo Los Libertadores y, desde allí, fue trasladado al penal por el grupo GES.

Te puede interesar...

Según informaron desde el Ministerio Público, el reo será someido a un chequeo médico y luego enviado al complejo de Almafuerte a realizar una cuarentena pero su condena la llevará adelante en un pabellón de San Felipe debido a su pasado como miembro de la fuerza policial.

En 2016, la Justicia de Mendoza había pedido su captura internacional y su Incorporación a las Alertas Rojas de interpol. En mayo de este año, Interpol Chile logró dar con su paradero.

nelson-gonzalez-san-rafael.jpg

Apelación y escape

Luego de ser condenado por la entonces Segunda Cámara del Crimen de San Rafael en 2014, González apeló la sentencia.

En 2017, l a Corte Suprema de Justicia de la Nación rechazó la apelación pero el hombre ya se vieron prófugo de la Justicia.

El ex policía había llegado en libertad a ese juicio y continuó excarcelado después de la sentencia porque ésta fue apelada ante la Suprema Corte de Justicia de Mendoza, que en 2015 se pronunció confirmando la condena.

Después su defensa intentó algunos recursos que no prosperaron y en junio de 2016 la Segunda Cámara del Crimen dictaminó la captura de González, pero no pudo ser ubicado en el domicilio que fijó ante las autoridades ni en ningún otro lugar.

El crimen

Fabio Basualdo (16) recibió en la nuca un disparo del arma reglamentaria de González en la calle Reconquista 610, de San Rafael, luego de un breve forcejeo.

El joven había sido perseguido en la mañana de ese día por calles del barrio Pueblo Diamante luego de que junto a su amigo Diego Martínez había generado disturbios en una fiesta de 15 años en Centroamérica 885 y agredido al dueño del lugar.

Martínez, que ese día fue detenido en Beltrán y Reconquista luego de separarse de Basualdo durante la persecución, en el mismo juicio fue condenado a 3 años de prisión en suspenso por la tenencia de arma de guerra y violación de domicilio, más 150 horas de trabajo comunitario.

González, apodado "Urraca", nunca negó haberle disparado a Fabio, pero sostuvo que "se trató de un accidente" porque, según su versión, se le escapó el tiro en el forcejeo al detenerlo.

El tribunal, a pedido del fiscal en su alegato, aplicó la figura del "homicidio simple con dolo eventual", porque consideró que el uniformado no tuvo intención de matar en la detención de Basualdo, pero llevó adelante acciones de riesgo que generaron un marco para que se produjera la muerte, ya que en el juicio se probó que Fabio no estaba armado y que González extrajo el arma, quitó los tres seguros de la pistola 9 milímetros, la cargó y tuvo el dedo puesto en el arco del gatillo.

La familia Basualdo le ganó un juicio civil al Estado

También en 2017, el Cuarto Juzgado Civil de San Rafael, a cargo de la jueza Mónica del Carmen Cubillos, condenó al ex policía y al Gobierno de la Provincia de Mendoza a pagar un resarcimiento de 762.944 pesos a la familia Basualdo, que se distribuirán entre los padres y hermanos del fallecido, según estableció el fallo.

La demanda civil se presentó contra "el gobierno ejecutivo de la Provincia de Mendoza en su carácter de responsable de la seguridad pública y, como guardián, dueño del arma homicida, Nélson González Cerda, en su carácter de funcionario o agente de la Policía de la Provincia de Mendoza".