China Watch | China Watch |

Beidou, la mega red de navegación, lista para el mundo

Beidou es el sistema de posicionamiento espacial más importante del país y una de las cuatro redes mundiales de navegación, junto con GPS de Estados Unidos, GLONASS de Rusia y Galileo de la Unión Europea.

Xi hizo el anuncio en una ceremonia en Beijing el 31 de julio para celebrar la puesta en funcionamiento de la red de tercera generación del sistema global de navegación y posicionamiento.

Más de 300.000 científicos, ingenieros y técnicos de más de 400 institutos, universidades y compañías locales han participado en el desarrollo y construcción de Beidou. Docenas de distinguidos científicos de la Academia de Ciencias de China y la Academia de Ingeniería de China formaron parte del programa, señaló Yang Changfeng, diseñador en jefe de Beidou.

A fines de junio, el satélite que completa la red de tercera generación de Beidou fue lanzado por un cohete portador Gran Marcha-3B desde el Centro de Lanzamiento de Satélites de Xichang en la provincia de Sichuan y colocado en una órbita geoestacionaria a unos 36.000 kilómetros sobre la Tierra. Después de las pruebas en órbita realizadas en julio, el satélite, el número 59 en la familia Beidou y el 30º en la serie de tercera generación, ha comenzado a funcionar formalmente, según informó la Oficina de Navegación por Satélite de China.

Desde el año 2000, se han lanzado desde Xichang 59 satélites Beidou, incluidos los primeros cuatro experimentales, en 44 cohetes Gran Marcha-3. Algunos de ellos se han retirado.

Beidou comenzó a brindar servicios de posicionamiento, navegación, temporización y mensajería a usuarios civiles en China y otras partes de la región de Asia y el Pacífico en diciembre de 2012. A fines de 2018, comenzó a ofrecer servicios globales básicos.

Ahora, 30 satélites Beidou de tercera generación se encuentran en tres tipos de órbita: 24 en órbita terrestre media, tres en órbita terrestre geosincrónica inclinada y tres en órbita terrestre geoestacionaria. Algunos satélites Beidou de segunda generación están en funcionamiento ofreciendo servicios regionales.

Los modelos de tercera generación son más precisos y más estables que sus equivalentes de segunda generación, sostuvo Chen Zhonggui, diseñador en jefe de los satélites Beidou de tercera generación en la Academia de Tecnología Espacial de China. También cuentan con una señal más clara y tecnologías más avanzadas, como enlaces intersatelitales, sistemas de aumento basados en satélites y capacidad de búsqueda de emergencia global. La nueva generación es diez veces más fuerte que la segunda generación en términos de capacidad de servicio general, afirmó Chen. En el futuro, China continuará mejorando las capacidades y servicios del sistema, señalaron desde la oficina.

Además de sus activos basados en el espacio, Beidou tiene una amplia red terrestre que incluye docenas de estaciones, más de 200 subsistemas y más de 30.000 conjuntos de equipos.

Según la oficina, Beidou ha demostrado ser útil en una diversa variedad de sectores públicos y comerciales de China.

Equipados con sensores geológicos basados en Beidou, los funcionarios en regiones propensas a desastres pueden detectar y pronosticar deslizamientos de tierra u otros movimientos geológicos anormales y enviar alertas de carácter preventivo a los residentes.

En el sector agrícola, las funciones habilitadas por Beidou se utilizan en al menos 50.000 máquinas agrícolas y han mejorado la eficiencia operativa. Los productores de algodón en la Región Autónoma Uygur de Xinjiang han descubierto que es más eficiente y rentable utilizar aviones no tripulados navegados por Beidou para rociar productos químicos agrícolas en lugar de hacerlo manualmente, ya que de este modo ahorran mano de obra, dinero y tiempo.

Más de 70.000 embarcaciones pesqueras en todo el país han sido equipadas con terminales Beidou y al menos 10.000 pescadores fueron rescatados o recibieron asistencia durante los últimos años después de usar un dispositivo Beidou para pedir ayuda. En China, el valor general de los servicios de navegación y posicionamiento habilitados para satélites el año pasado fue de 345 mil millones de yuanes (u$s 48,5 mil millones), un 14,4 % más que el año anterior. Más de 500.000 chinos trabajan en 14.000 institutos y compañías locales que hacen negocios relacionados con Beidou y otros servicios de navegación por satélite y posicionamiento, de acuerdo con la oficina.

Te puede interesar...

Temas