Hasta hace unas semanas todo parecía encaminado para que el que beneficio del ANSES IFE (Ingreso Familiar de Emergencia) fuera reemplazado por la Renta Básica Universal que otorgaba un beneficio de $16.875 pero esta prácticamente quedó descartado tras dos de los principales funcionarios del gobierno nacional.

Según explicaron desde Casa Rosada, el problema es el costo fiscal que esta medida implicaría. Al mismo tiempo, aún no se sabe que pasará con el IFE 4 a cobrarse en octubre.

Te puede interesar...

Si bien todo indica que será abonado, la titular de ANSES Fernanda Raverta aseguró que a fines de septiembre se definirá lo que sucederá con este beneficio nacido con la pandemia y que es de $10.000 a cada beneficiario.

Lo que sí se sabe es que desde el gobierno aseguran que se seguirá ayudando a los argentinos que lo necesitan para que no queden "abandonados" a la crisis económica causada por la pandemia de coronavirus.

Adiós a la Renta Básica Universal

El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, fue el primero en anunciar meses atrás el plan de una Renta Básica Universal que ayude económicamente con casi $ 17.000 mensuales.

Pero la deuda argentina y el costo fiscal que implicaría tiraron este plan por tierra. Igualmente para Arroyo, este no es un no definitivo ya que Argentina debe tener un plan que consista en un Ingreso Universal de Base.

Qué va a pasar con el IFE 4

Aún no hay definiciones sobre lo que pasará con el IFE 4.

Teniendo en cuenta que se debe abonar en octubre, la titular de ANSES Fernanda Raverta explicó que en los últimos días de septiembre podrían haber denificiones sobre este bono de $10.000.

Para decidir sobre lo que sucederá se verá el impacto económico que este ha tenido en las familias.

Una de las alternativas es que este sera sola solamente para jóvenes de 18 a 24 años, que se considera una de las franjas más castigadas pero es implicaría dejar a una gran cantidad de personas afuera del beneficio.